CLIMA
Rosario
martes 17
Estado clima
| 13°

Lloviznas aisladas

miércoles 18
Estado clima
11° | 14°

Lloviznas aisladas

jueves 19
Estado clima
| 10°

Mejorando

Danone cubrirá un pago de deuda de La Serenísima

Le cederá US$ 8,4 millones para que haga un desembolso de intereses que había diferido.

Por | La Nación

Un día después del cimbronazo que provocó su decisión de diferir un pago por US$ 8,4 millones por intereses que debía concretar hoy, Mastellone Hnos, que controla La Serenísima, ya tiene definido cómo cumplirlo en los próximos días. Lo hará con plata de la multinacional francesa Danone, con la que mantiene desde 1996 un joint venture que se ha extendido a la producción, comercialización y distribución de yogures y postres.

En aquella oportunidad, Danone llegó con más de US$ 350 millones y desde entonces ha ido sumando negocios de La Serenísima.

Temerosos de que esta operación se interpretara como parte de una inminente venta, voceros ligados a La Serenísima se preocuparon por despejar esa versión. "Esto es un préstamo, una cesión por la relación que ambas empresas han desarrollado en el país", dijo una fuente. Otra buscó ser más contundente: "Esto no es una venta ni nada por el estilo".

Igualmente, en un mercado con los nervios de punta por el default de Transportadora de Gas del Norte (TGN), los operadores están siguiendo con atención cada paso de la industria láctea. Hasta los rumores de que el Gobierno está interesado en buscarle un "novio" que la compre volvieron a arreciar. Desde la compañía ayer también se esmeraron por decir que en las últimas horas no hubo contactos oficiales.

Según trascendió, La Serenísima eligió la opción de la ayuda de Danone tras descartar otra alternativa: no salir a vender de urgencia al mundo un stock de 12.000 toneladas de leche en polvo que, a un valor de mercado internacional de US$ 1800 la tonelada, le hubiera permitido embolsar casi 22 millones de dólares.

Anoche, fuentes del mercado conjeturaban cuándo finalmente la empresa pagará. O lo hace en los primeros diez días de enero, como dieron a entender los voceros, o se toma el lapso de 30 días de gracia que tiene para el cumplimiento.

No obstante, la compañía abonaría hoy US$ 2,5 millones de amortización de capital.

Por otra parte, ayer también trascendió que hace menos de dos meses La Serenísima solicitó un crédito por unos 30 millones de pesos al Banco Nación para hacer frente a distintos gastos. LA NACION buscó confirmar esta versión en la entidad, pero no tuvo éxito.

Moreno, amenazante
Si hacía falta algo para agregarle más tensión a un ya convulsionado negocio lechero, el secretario de Comercio Interior, Guillermo Moreno, ayer recibió hasta las 22 a una veintena de industriales para escuchar de su boca la metodología de pago a los tamberos.

Lo hizo a pedido de la denuncia de productores de que no se cumple el convenio de un peso el litro fijado el 20 de octubre pasado. También estaba un grupo de tamberos afines que actuaban como "fiscales", escuchando a los industriales. Llamativamente, Moreno no convocó a La Serenísima ni a Nestlé.

Al grito de "qué pase el que sigue", el funcionario escuchó a los empresarios en turnos de 15 minutos acompañado de un escribano público. Solicitó que se labraran actas y amenazó con aplicar la ley de abastecimiento a un par de empresas cuyos argumentos no lo habrían convencido. "Disculpame, me toca pasar a mí", se excusó un industrial ante la requisitoria de este cronista. Después, su celular ya no volvió a estar encendido.

¡OPINÁ SOBRE ESTA NOTA!

Comentar en foro