Varias provincias prevén aumentos

En Córdoba, Entre Ríos y Santa Fe se analiza subir el inmobiliario rural; advierten sobre un conflicto

Por
17deSeptiembrede2009a las07:41

Urgidos por la necesidad de fondos, varios gobiernos provinciales prevén aumentos en el impuesto inmobiliario rural desde hace meses. El conflicto por las retenciones móviles había postergado las discusiones que ya habían comenzado en varios distritos. En algunos lugares, hubo negociaciones con las entidades empresarias del campo, que aún siguen abiertas. No obstante, las entidades agropecuarias que responden a la Comisión de Enlace nacional ya advirtieron que, de prosperar estos cambios, podrían desatarse nuevos conflictos, esta vez de alcance regional.

Más allá de Buenos Aires (donde el ruralismo ya habla de "retenciones provinciales"), Córdoba, Entre Ríos y Santa Fe también analizan cambios en el impuesto inmobiliario rural. El gobernador kirchnerista de Entre Ríos, Sergio Urribarri, presentó un proyecto a la Legislatura para modificar el avalúo del impuesto rural y encontró el rechazo del ruralismo, encabezado por el combativo presidente de la Federación Agraria local, Alfredo De Angeli. "No es momento para aprobarlo", sostiene la Comisión de Enlace provincial.

En Santa Fe, cuando se trate el presupuesto del próximo ejercicio, la administración del gobernador socialista, Hermes Binner, incluiría una reforma impositiva que prevé el aumento del Inmobiliario Rural. El proyecto inicial contemplaba una fuerte alza de ese impuesto. Ya hubo contactos con el ruralismo, que reconoce el atraso en los montos abonados y aceptaría una "actualización moderada" del tributo.

Cada provincia tiene su propio régimen impositivo, y las diferencias de una jurisdicción a otra son muy importantes. Por ejemplo, mientras que en Santa Fe se establecieron los tributos en función de las zonas geográficas y la calidad de los suelos -con intervención en su momento del Instituto Nacional de Tecnología Agropecuaria (INTA)-, en Córdoba existen juries de valuación, órganos mixtos (Estado y producción) que establecen las valuaciones fiscales.

"No sé por qué se empeñan en castigar al campo que trabaja, produce; y ahora que está siendo afectado con medidas directas, en vez de ayudarlo, por revancha, tozudez o no sé bien qué, buscan agravar los problemas que padece", dijo el director por Entre Ríos de la Sociedad Rural Argentina (SRA), Luis Miguel Etchevehere.

En esta provincia, mientras el ruralismo habla de un aumento del impuesto del orden del 400%, la administración de Sergio Urribarri sostiene que el 94% de los contribuyentes no deberán pagar el impuesto o pagarán menos respecto del ejercicio fiscal anterior. "Sólo los grandes propietarios, que significan el 6 por ciento del total, van a pagar el impuesto tal como surge del ajuste pleno del avalúo", justificó Urribarri.

En Córdoba, los juries de valuación no se reúnen desde hace una década y el gobernador Juan Schiaretti (PJ) insistió en que no prevé aumentos, pero que sí se aplicará un índice productivo (por volumen de producción). Precisamente, lo que el gobierno mediterráneo -muy necesitado de recursos- se propone para 2010 es generalizar la aplicación de ese índice, una medida que el ruralismo ve con desconfianza.

El presidente de la Comisión Regional de Santa Fe de Coninagro, Roberto Cerutti, opinó que "las provincias están buscando recursos de cualquier lado, reajustan impuestos e inventan otros, y no se dan cuenta de que el sector está exhausto porque la presión impositiva global es muy alta. El productor tiene un solo bolsillo para pagar todos los impuestos".

José Crettaz
Con la colaboración de Juan Carlos Vaca (Córdoba) y Jorge Riani (Entre Ríos).

Temas en esta nota

    Cargando...