Cayó a la mitad la venta de casas y departamentos en el interior

Son unidades valuadas entre u$s 90.000 y u$s 200.000. En Capital y Gran Buenos Aires, en tanto, la baja de las operaciones contra el año pasado está cerca del 40%.

Por
05deOctubrede2009a las07:48

Si bien para algunos las comparaciones resultan odiosas, los operadores inmobiliarios de Capital Federal y Gran Buenos Aires podrían sentir algo de alivio si observan lo que ocurrió más allá de su zona de influencia.

El derrumbe que mostró el mercado inmobiliario en Capital Federal y Gran Buenos Aires durante el primer semestre del año, que superó el 38%, se podría hasta tomar como positivo si se lo compara con lo ocurrido en algunas provincias.

En este sentido, un trabajo elaborado por la consultora Reporte Inmobiliario marca a Tucumán, Santa Cruz, Tierra del Fuego y Formosa como las regiones del país que peor la pasaron durante los primeros seis meses del año. Allí, la baja de las ventas estuvo por encima del 50% en comparación con el mismo lapso del año pasado.

Los golpes, sin embargo, los recibieron en diferentes segmentos.

En el caso de Tucumán, por ejemplo, el estudio sostiene que “el 60% de los encuestados considera que la disminución afecta principalmente a los inmuebles con valores menores a

u$s 90.000”.

En La Rioja, en tanto, coinciden con esa visión, aunque el 100% de los entrevistados opina en el mismo sentido.

En Santa Cruz la historia es diferente. El 60% de los consultados considera que la disminución afecta principalmente a los inmuebles con valores que oscilan entre los u$s 90.000 y los 200.000 dólares”.

Razones

Germán Gómez Picasso es uno de los directores de Reporte Inmobiliario, y explica las razones por las que ocurrieron estas caídas.

“Fue una conjunción de factores. Por un lado, no debemos olvidar que el conflicto entre el Campo y el Gobierno afectó principalmente a las economías del interior del país. Y luego le debemos sumar los efectos de la crisis financiera internacional, que provocó la caída de la confianza de los consumidores”, afirmó Gómez Picasso.

Germán Schilman es el gerente de la inmobiliaria tucumana que también lleva su apellido y coincide con las cifras del estudio elaborado por Reporte Inmobiliario.

“El primer semestre de este año fue realmente muy malo. Las operaciones de compra venta de casas y departamentos cayeron 50%, y más también. Los compradores no querían soltar sus dólares, mientras que los vendedores, salvo casos puntuales, no se mostraban dispuestos a bajar sus pretensiones. Así, el mercado se paralizó”, precisó el directivo.

Además, Schilman trazó el camino que recorrió el sector hasta llegar a esa situación “hasta el conflicto del campo venía muy bien. Luego de esto empezó a decaer, y la crisis internacional lo terminó por destrozar”. De aquí a fin de año ve un mejor panorama más alentador, ya que “hace dos meses los teléfonos comenzaron a sonar y se observa más interés por comprar”.

Por otro lado, entre las menos afectadas por este panorama aparecen tan sólo nueve provincias de las 23 que componen la Argentina. En Misiones, Corrientes, Entre Ríos, Santa Fe, Córdoba, Catamarca y La Rioja. En todas, las inmobiliarias acusan una reducción de entre el 20% y el 30%, la menor de los rangos impuestos por el relevamiento.

Efectos colaterales

Más allá de la descripción pormenorizada de cada provincia, lo cierto es que la muestra también deja claro que el mal momento tuvo efectos no deseados en todo el país.

El 87,4% de los que participaron del relevamiento indicaron que las transacciones de compra venta durante el primer semestre de 2009, con comparación con igual lapso de 2008, se desplomaron. En tanto, un 9% dijo que las operaciones se mantuvieron “estables”, mientras que apenas un 3,6% observó un crecimiento.

Por Matías Bonelli.

Temas en esta nota

    Cargando...