Fuerte defensa de la ley de medios en el inicio del debate en el Senado

El ultrakirchnerista Fernández dijo que es la iniciativa "con mayor consenso de la vida institucional del país"", que "no hay control de contenidos" y que la libertad de expresión "está garantizada"; además, apuntó contra "los intereses que prefieren un Estado bobo"; se espera una larga sesión.

09deOctubrede2009a las11:01

En un clima atravesado por las sospechas en torno a los cambios de votos de última hota, el Senado encara desde las 10.40 el crucial debate del controvertido proyecto de ley de radiodifusión que impulsa la Casa Rosada.

Presidida por Julio Cobos, la sesión comenzó con una férrea defensa de la iniciativa oficial a cargo del ultrakirchnerista Nicolás Fernández (Santa Cruz).

"Estamos ante la ley con más consenso de la vida institucional del país. No hay un sólo artículo que regule contenidos y la libertad de expresión está garantizada", aseguró el senador.

El debate se realiza en medio de un clima enrarecido en el que abundan las denuncias contra el Gobierno por la supuesta "compra" de apoyo de opositores. Los cuestionamientos cobraron fuerza en las últimas horas tras conocerce casos de legisladores que pasaron del rechazo total al apoyo a una iniciativa que cambiará de manera radical el mapa de los medios audiovisuales en el país.

El oficialismo asegura contar con los votos necesarios, tanto para la aprobación de la iniciativa en general. Sin embargo, el verdadero eje de la sesión pasará por el debate en particular de cada uno de los 165 artículos del proyecto oficial, ya que existen severos cuestionamientos a varias cláusulas del proyecto, muchas de ellas tildadas de inconstitucional por la oposición y por especialistas en derecho durante las exposiciones que brindaron en las seis jornadas de audiencias públicas que se celebraron en el Senado.

El más controvertido es el artículo 161, más conocido como "cláusula de desinversión", que obligará a las empresas de radio y de televisión abierta y por cable a desprenderse en el plazo máximo de un año de todos los medios que superen el límite de licencias que establece el proyecto.

La oposición llega al debate unificada en las denuncias por supuestas "maniobras oscuras" del Gobierno para cooptar votos opositores, sobre todo el de la radical correntina Dora Sánchez. Senadores del radicalismo y del PJ disidente sugirieron que hubo "pago de coimas" o "promesas de impunidad".

La aspiración de la Casa Rosada es que Cristina Kirchner pueda salir mañana de viaje a la India con la satisfacción de haber obtenido una de las leyes que más deseaba en los últimos tiempos.

 

El Senado, eje de todas las miradas
Foto: Archivo


"No hay nada espurio". Esta mañana, poco antes del inicio de la sesión, que durará al menos doce horas, Pichetto defendió a la senadora correntina y radical que a última hora paso de rechazar la iniciativa oficial a asegurar que votará a favor.

"Ella tendrá sus motivos y fundamentos", señaló en alusión a Dora Sánchez. Enseguida, añadió: "No conozco la situación financiera de Corrientes ni sé qué datos tuvo en cuenta la senadora, pero las situaciones de apoyo del Gobierno a las provincias de ninguna manera son un acto espurio".

Fue en en este punto que Pichetto arremetió contra Cobos, que ayer se había sumado a las críticas por la supuesta "compra" de votos. Admitió que el inesperado giro de la senadora correntina es el que "mayor correlato político tiene" por las elecciones a gobernador en la provincia cuya segunda vuelta fue el domingo pasado. "No hay que olvidar que aquí hubo un abandono del vicepresidente", deslizó el jefe de la bancada oficialista.

Aludió así a la decisión del vicepresidente de retirarle su apoyo al gobernador Arturo Colombi después de que perdiera en la primera vuelta. Pareció justificar así el repentino apoyo de la senadora correntina a la Ca

Temas en esta nota

    Cargando...