El ruralismo reclamó medidas para la sequía

El partido de Patagones perdió en dos años el 65% de su stock vacuno por la falta de lluvias.

Por
17deNoviembrede2009a las07:07

"Desde hace dos años no llueve, es decir, no hay cosecha ni trabajo." Con estas palabras, Edgardo Vázquez, secretario de la Asociación Rural de Stroeder, describió la situación de sequía que atraviesan el partido de Patagones y todo el sudoeste bonaerense y parte de Río Negro, desde 2006, año en que entraron en un período de escasez de lluvias que continúa hasta hoy.

Hugo Luis Biolcati, presidente de la Sociedad Rural Argentina (SRA), reclamó al Gobierno soluciones para la zona, como ayudas económicas para que los productores subsistan hasta que se recupere la actividad, capital de trabajo, créditos a 10 años con tasas subsidiadas y exenciones impositivas.

"El estado en que están los campos es desastroso. El inconveniente de la gente acá ya no es un mero problema de producción, sino de subsistencia. Hay mucha gente que no quiere bajar los brazos, pero no tiene ninguna posibilidad de salir adelante sin ayuda. Hoy, aunque empezara a llover, la mayoría no tiene posibilidad de empezar una campaña nueva", explicó desde Stroeder Biolcati, que junto con el presidente de Confederaciones Rurales Argentinas (CRA), Mario Llambías, visitó ayer varias localidades del sudoeste bonaerense afectadas por la sequía.

"En la segunda vacunación de aftosa de 2007 el partido tenía un stock de 490.000 cabezas. Hoy, apenas tiene 170.000", ilustró Vázquez, un pequeño productor agrícola ganadero que, a raíz de la falta de agua, está de brazos cruzados desde 2007, como la mayoría de sus vecinos de Stroeder.

"La región está muy complicada, hay una fuerte caída del stock ganadero, la tierra de muchos campos se voló y los campos se convirtieron en playas", graficó por su lado Llambías. "A pesar de lo difícil de la situación, los productores quieren seguir luchando y salir adelante. Me sorprendió ver que, a pesar de todo, no quieren bajar los brazos", dijo el dirigente, que también reclamó soluciones. Para Llambías, si bien hay estudios en marcha por parte del Programa de Servicios Agrícolas Provinciales (Prosap) para encarar obras de riego en algunas secciones del partido, ésta es una solución que podría instrumentarse a largo plazo.

Lluvias dispares
En tanto, según informó la Bolsa de Cereales de Rosario (BCR), en el sur de Santa Fe la tormenta del fin de semana provocó grandes destrozos en cultivos de soja, maíz y trigo. "Se reportaron lotes de trigo con diferentes grados de daño y se alcanzaron pérdidas totales en algunos casos, dentro de un área extensa. También hubo pérdidas en el maíz y la soja, que deberán ser resembradas en muchos casos", dijo la entidad rosarina. Por otro lado, se registraron fuertes lluvias en todo el norte santafecino, lo que puso fin a 18 meses de sequía en esa zona. En algunas áreas del departamento de Vera cayeron hasta 300 milímetros y el promedio general de precipitaciones en la zona fue de 150 milímetros.

En La Pampa, en tanto, ayer se registraron lluvias de más de 20 milímetros en Macachín y Ataliva Roca. El domingo ya habían caído precipitaciones importantes en todo el norte provincial. Paralelamente, también se produjo una tormenta de arena que afectó el norte pampeano y el sur cordobés.

Mercedes Colombres
Con la colaboración de Sergio Romano y José E. Bordón.

Temas en esta nota

    Cargando...