Logros se lanza a exportar harina de hueso a Chile

El subproducto bovino será para alimentar salmones. La planta espera la habilitación sanitaria para comenzar a vender hasta 400 toneladas mensuales.

Por
18deJuliode2011a las06:40

Mientras espera el informe final del Servicio Agrícola Ganadero (SAG) de Chile, Córdoba está lista para alimentar con harina de hueso la producción de salmones en el país trasandino.

Lo hará a través de la planta que el frigorífico Logros tiene en Río Segundo, donde los agentes del SAG recorrieron el jueves pasado sus instalaciones y analizaron el proceso completo de rendering , que consiste en la transformación de despojo de la faena bovina en harinas de carne, hueso y sebos industriales. La delegación sanitaria chilena fue recibida por autoridades de la Regional Córdoba del Senasa.

A partir de una inversión puesta en marcha en julio de 2009, las instalaciones del frigorífico están preparadas para la elaboración de subproductos, a partir del procesamiento de huesos, sangre y grasas. Con los huesos molidos de los bovinos como materia prima, la planta tiene una capacidad de producción de 400 toneladas mensuales de harina de hueso, cuyo destino es la elaboración de alimentos balanceados para aves, peces y mascotas.

Con la apertura del mercado de salmónidos de Chile, el establecimiento podría colocar allí toda su producción. Los envíos representarían un negocio exportador de alrededor de 2,8 millones de dólares por año. Con el procesamiento de la sangre, la planta produce además suero bovino para la producción de la vacuna antiaftosa, albúmina, trombina, plasma en polvo, hemoglobina en polvo y sangre entera en polvo. Con la grasa (líquida) se elaborarán jabones.

Chile es el segundo productor mundial de salmón, después de Noruega, con unas 385 mil toneladas. Sus exportaciones están en nivel récord. Entre enero y marzo de 2011, la venta la exterior de salmónidos chilenos generó 878,8 millones de dólares, 64 por ciento más que en igual período del año anterior. China también podría ser un destino para la harina de hueso, por su creciente mercado de mascotas. Se estima que en China hay más de 38 millones de mascotas.

La planta elaboradora de harina de hueso ubicada en la provincia es única, por sus características, en el país. Cuenta con equipo de esterilización, tecnología que permite elaborar el subproducto con riesgo cero del “mal de la vaca loca”. El equipo, de licencia dinamarquesa y fabricado en Brasil, logra desnaturalizar la proteína que causa la enfermedad al someter a la harina a 133 grados de temperatura y a una presión de 3,2 bares durante 20 minutos. Si bien hoy Argentina es un país de riesgo cero para la enfermedad, con el esterilizado se termina de certificar la seguridad.

Por los efectos causados por el “mal de la vaca loca” en los humanos, el suministro como alimento de las harinas de hueso de bovinos (se comprobó que es un vehículo para la enfermedad) está prohibido entre los rumiantes. Sólo está autorizado su uso en avicultura, piscicultura y mascotas. Las harinas de hueso cuentan con alto nivel de proteína: más de 50 por ciento.

La esterilización de las harinas, además de seguridad alimentaria, otorga un diferencial comercial. Con un valor en el mercado interno que ronda los 45 centavos de dólar por kilo, el precio del alimento exportado a Chile tiene un precio de 60 centavos, 34 por ciento más. El plus de precio significa ingresos adicionales por 60 mil dólares mensuales. Logros ya había colocado el subproducto en Egipto, aunque a un precio inferior.

Temas en esta nota