El mercado de trigo se va a destrozar

Lo dijo Santiago Labourt, presidente de Argentrigo. La situación es delicada y el impacto de lo que se liberó, en el mercado va a ser nulo.

Por
05deDiciembrede2011a las11:15

El recientemente designado presidente de Argentrigo, Santiago Labourt, no es muy optimista respecto de la realidad y el futuro cercano del cultivo. “Si partimos de que la cosecha actual puede ser de 10/11 millones de toneladas, más 4 millones que están dando vueltas, se puede llegar a destrozar el mercado", vaticinó.

"No tengo datos exactos pero imagino que un 15% de la campaña nueva está cosechada. La situación es muy extrema y el impacto de lo que se liberó en el mercado va a ser nulo”, continuó el dirigente, en relación a los recientes anuncios del gobierno.

De todas maneras, reconoció no saber que actitud va a tomar el productor. “Imagino que el que venda, a los precios que se están convalidando en el mercado, va a ser porque no quiere cortar la cadena de pagos y quiere cumplir con los compromisos que tiene, no va a ser otro el motivo", evaluó Labourt. Por cada tonelada que el productor venda hoy, el quebranto por tonelada, hectáreas o multiplicación que queramos hacer ya es evidente. Tampoco hay grandísimas expectativas de que el mercado interno se recomponga, pero por lo menos que se regularice el flujo de mercadería entre oferta y demanda en el mercado local, cosa que los valores sean por lo menos más ajustados a la realidad internacional

Destacó, sin embargo, que “con la liberación de Roes estamos contentos porque lo habíamos pedido todos los sectores. Pero, a su vez, es una mala noticia porque es el efecto de un sistema comercial que es evidente que no funciona porque estamos hablando de la liberación de un producto que se cosechó hace un año”.

Consultado sobre si “liberación” es compatible con “cuotificación”, el dirigente reconoció que “Es cierto, es una contradicción decir que un nuevo cupo es una liberación. Esto es un tema que estamos conversando con el Ministerio y estamos todos apoyando las metas y lo que están planteando en el PEA, pero debe ser consecuente porque con un sistema comercial donde el que produce no tiene ninguna noción de cuándo va a poder vender y a qué precio; el incentivo es muy escaso. Cuando uno habla con la gente del sector de la producción, el desánimo es importante, salvo que se produzcan cambios pronto”, puntualizó en dialogo con Radio Colonia.

“Estamos en plena cosecha de la campaña 11/12 y muy cerca (a 3/4 meses) de la definición de la campaña 12/13. Consideramos que tiene que haber señales que generen confianza, a largo plazo, que sean sostenibles y que se puedan llevar a cabo”, explicó Labourt.

Finalmente destacó que “ahora estamos esperando que haya cambio de gobierno, antes de retomar las negociaciones. En la propuesta nuestra siempre apuntamos conceptualmente a la situación de máxima, o sea, que no haya restricciones a la exportación, y en ese contexto vamos a entablar las conversaciones. Además hay un factor que es muy claro y que es que el precio se ha derrumbado"

Entonces, "lo más importante es ir encontrando soluciones que generen confianza y sean sostenibles en el largo plazo”. “Lo que vemos en ArgenTrigo es que para que se puedan cumplir las declamaciones (oficiales) y que se transformen en políticas de hechos o acciones concretas, hay que provocar cambios que tienen que ser bastante evidentes, que generen confianza y que sean sustentables”, finalizó.

Temas en esta nota

    Cargando...