Disputa entre sindicalistas podría afectar puertos argentinos

Una puja entre líderes sindicales en Argentina podría afectar el remolque de barcos en los puertos de Bahía Blanca y Necochea, ubicados en el sur de la provincia de Buenos Aires, el principal distrito agrícola del país.

Por
Disputa entre sindicalistas podría afectar puertos argentinos
15deAgostode2013a las17:56

Trabajadores del Sindicato de Obreros Marítimos Unidos (SOMU) podrían dejar de remolcar los barcos provenientes de la zona de Rosario por un conflicto con un gremio de estibadores, dijo a Reuters el titular del SOMU.

Del puerto de Rosario sale cerca del 80 por ciento de las exportaciones agrícolas de Argentina.

Argentina es el principal exportador mundial de aceite y harina de soja, y el tercero de porotos de soja y de maíz, pero Rosario suele ser un escenario de disputas sindicales portuarias internas y con empresas que afectan los embarques de la nación.

"Estamos en estado de alerta. Existe la posibilidad que no hagamos más trabajos de la Cooperativa (de Trabajos Portuarios de San Martín). Seguro alguna medida tomaremos y sería donde los barcos van a terminar su carga", dijo a Reuters Omar Suárez, secretario general de SOMU.

La Cooperativa de Trabajos Portuarios monopoliza el embarque de granos y sus derivados en la zona de San Martín y sus adyacencias -en el norte de Rosario-, y su presidente, Herme Juárez, lidera también el gremio de estibadores de la región.

De acuerdo a una fuente del sector agroexportador con amplio conocimiento de la zona, Suárez y Juárez mantienen un fuerte conflicto por la representación de trabajadores portuarios.

Muchas embarcaciones que ingresan a Rosario no pueden completar su carga en sus puertos debido a la profundidad del río Paraná -por el que acceden a la ciudad ribereña- y habitualmente la finalizan en las terminales de Necochea y/o Bahía Blanca, ubicadas sobre el Océano Atlántico.

Con la medida del SOMU, la gran mayoría de los barcos que ingresan a Argentina para embarcar productos agrícolas y sus derivados tendrían que completar su carga en un puerto más lejano, como Santos en el vecino Brasil.

En la zona de Rosario firmas como Bunge, Cargill o Louis Dreyfus tienen terminales propias.

El miércoles, trabajadores de plantas procesadoras de granos de Rosario, junto a otros sindicatos, realizaron una huelga de 24 horas en reclamo de mejoras en las condiciones laborales, afectando la molienda, y amenazaron efectuar una protesta similar por tiempo indefinido la próxima semana.

Los agricultores argentinos están cerca de finalizar la cosecha del maíz 2012/13, que el Gobierno estimó en 32,1 millones de toneladas, una cifra optimista para los mercados.

La recolección de la soja 2012/13 terminó en junio y el Ministerio de Agricultura calculó su producción en 49,4 millones de toneladas.

Temas en esta nota