Menor volumen de hacienda. Valores sin mayores cambios

Durante la semana pasada cayó la oferta tanto en Liniers como en Rosario y a pesar de esto los precios, producto de la calidad, no sufrieron grandes fluctuaciones.

Por |
Menor volumen de hacienda. Valores sin mayores cambios
20deAgostode2013a las15:28

MERCADO DE GANADO ROSARIO

La semana para el Mercado de Ganado Rosario comenzó con un ingreso similar al de los últimos lunes, con una demanda que mostró una menor capacidad de compra, lo que dejo una subasta tranquila, donde solo las categorías livianas lograron sostener sus valores.

Menos cantidad de vacas y precios que reflejaron un clima estable.

La segunda jornada de ventas encontró una oferta menor y con pocos conjuntos livianos de buena calidad destinados al consumo interno.

Los renglones de vacas de consumo y los toros mantuvieron intacto el interés de los compradores, se vendieron dentro de un clima firme y en base a precios corrientes muy sostenidos.

Debimos esperar hasta el día miércoles para que al mercado llegara hacienda de mejor terminación.

Cuando operó con hacienda de consumo, especialmente con lotes livianos, se estableció un estado de plaza animada con valores muy sostenidos.

La industria frigorífica confirmó el interés por las vacas, en sus distintos tipos y los toros siguieron mostrando una sólida participación, logrando precios superiores a los de la víspera.

Después de un jueves sin actividad el cierre de semana contó con un ingreso similar a los anteriores, esto dejo una plaza con una buena intervención por parte de los compradores en los negocios con hacienda de buena calidad, donde se operó con firmeza y precios favorables.

Siguió creciendo el interés y la competencia por las distintas categorías de vacas y toros.

La semana finalizo con 1.108 vacunos, 372 animales menos que la semana precedente. En el año se llevan vendidos 35.500 animales

MERCADO DE LINIERS

Oferta reducida, típica de comienzo de semana para el mercado porteño. Una calidad dividida y ausencia de compradores, todo esto dejó como resultado un estado de plaza tranquilo y en base a valores corrientes que no sufrieron mayores modificaciones.

El escenario se modificó el día martes, donde solamente los terneros y los toros fueron las únicas categorías que se vendieron sin cambios, el resto de lo embretado encontró una clara tendencia compradora, se subastaron con plaza animada y se llevaron ganancias promedio de 10 ctvos. por kilo vivo.

En novillos pesados y entre pesados las subas alcanzaron hasta 20 ctvos.

La entrada de miércoles puede considerarse como moderada, a esto se le sumó compradores con una interesante predisposición a la hora de competir en la operatoria, provocando como resultado un mercado firme para los novillos y las vacas de conserva, categorías que ganaron 10 ctvos. por kilo.

El resto se comercializó con ambiente animado y precios sin alteraciones.

El cierre de semana dejó la oferta más importante de los cuatro días, mas de nueve mil animales muchos de ellos conjunto que reunían buena calidad.

La para novillos, vaquillonas y terneros encontró un ambiente animado y mantuvo sus respectivos valores corrientes, los novillitos, renglón donde faltó terminación, se subastaron con plaza encalmada y una baja promedio de 20 ctvo. por kilo.

Al igual que en Rosario las vacas buenas de consumo ganaron 10 ctvo., la conserva y los toros se vendieron sin fluctuaciones.

El volumen de hacienda vendido fue inferior al precedente, Liniers vendió 27.470 vacunos, 2.830 cabezas menos.

Temas en esta nota