La escasez de trigo premia a la mercadería disponible

En el plano local, la ultima cosecha de trigo en Argentina fue dramática en términos de volúmenes, con ello la brecha entre los precios por trigo disponible y los valores que se ofrecen por trigo nuevo continúa muy amplia.

Por |
La escasez de trigo premia a la mercadería disponible
28deSeptiembrede2013a las04:04

El trigo ha mostrado un fuerte impulso durante esta semana en el mercado de Chicago, cerrando el viernes a su valor más alto en dos meses, u$s 250,96/ton para la posición más cercana. En el mercado local, en tanto, la prima del cereal disponible respecto al trigo nuevo sigue en niveles muy altos, ante la escasez de mercadería remanente de calidad.

Esta suba en el mercado externo de referencia se vio motivada por las buenas perspectivas para las exportaciones estadounidenses a China y Brasil. En el primer caso, la aceleración de las compras del cereal sería consecuencia directa de las malas condiciones climáticas que afectaron al país durante el desarrollo del cultivo que dejarían un saldo de 6 millones de toneladas menos de producción para este año.

Por otro lado, Brasil ha realizado compras a EEUU ante las dificultades de nuestro país para abastecerlo de este insumo clave, mientras que las dificultades que está atravesando el desarrollo del trigo argentino hacen prever que el país carioca continuará necesitando proveedores alternativos.

Sumando a un importante volumen de ventas semanales reportado el jueves por el USDA, con las compras realizadas desde estos dos importadores claves del cereal las exportaciones estadounidenses ya han superado la mitad de lo que el organismo oficial norteamericano estima que se embarcará en toda la campaña 2013/14, cuan ésta apenas comenzó cuatro meses atrás.

Pasando al plano local, como ha sido desarrollado en informativos anteriores, la última cosecha de trigo en Argentina fue dramática en términos de volúmenes y calidades obtenidos. Con ello, mientras aún faltan 3 meses para la entrada del cereal nuevo, la brecha entre los precios por trigo disponible y los valores que se ofrecen por trigo nuevo continúa muy amplia.

El precio estimativo de referencia que ha dado a conocer la Cámara Arbitral de Cereales para las operaciones del día jueves se ubica en $ 2.500/ton, que convertidos a un tipo de cambio comprador del Banco Central de $ 5,744/dólar arrojan un valor de u$s 435,24/ton. Como referencia, el futuro de trigo con entrega en diciembre que se negocia en ROFEX ajustó el viernes a u$s 243/ton.

Con este diferencial, la motivación de los productores para vender mercadería nueva, a entregar en 90 días, doscientos dólares menos de lo que vale hoy es muy débil. Por otro lado, luego que la cadena comercial pasase serias dificultades la campaña 2012/13 para cumplir con los compromisos de entrega de trigo de calidad, la incertidumbre climática que afecta al cultivo sembrado diluye los contratos a plazo por condiciones molineras.

Del lado de la demanda, la exportación se encuentra virtualmente frenada. Más allá de los cupos que limitan la venta al exterior, el precio FOB oficial que informa el Ministerio de Agricultura se encontraba el jueves a u$s 300/ton. Con un FAS que como mencionamos ronda los u$s 435, no es siquiera redituable pensar en embarcar mercadería hoy.

La molinería mientras tanto ha ofrecido abiertamente $ 2.600/ton por el cereal con descarga inmediata en Chacabuco durante esta semana, mientras que en Resistencia por la entrega en noviembre ofreció pagar hasta u$s 250/ton buscando tentar a los productores del norte del país donde la trilla comienza antes.

En lo que hace a las condiciones del cultivo sembrado, la situación es preocupante. De acuerdo a las estimaciones de GEA, la combinación de déficit hídrico que exhibe el cereal en la zona núcleo y las heladas registradas esta semana podría dejar los rindes potenciales por debajo de los 30 qq/ha. Si bien las lluvias que se esperan para este fin de semana podrían colaborar en recuperar algo de rindes potenciales en ciertas zonas, hay lotes cuyas mermas ya no podrán recuperarse. En el sudeste de Buenos Aires, mientras tanto, la situación se mantiene relativamente mejor gracias a las reservas de humedad de los suelos algo más holgadas.

El lunes próximo el USDA emitirá dos informes claves, el de stocks al 1ro de septiembre y el de estimaciones de producción estadounidense de trigo durante el año 2013. Para el primero de ellos, el promedio de los operadores consultados por Reuters esperan un nivel de inventarios de 52 millones de toneladas, un 9% por debajo de lo que se contaba a la misma altura del año anterior.

En lo que respecta a la producción triguera de EEUU, las previsiones se mantienen en torno a los 57,37 millones de toneladas, levemente por debajo de los 57,53 millones que estimaba el USDA en su informe de agosto mientras que el año anterior Norteamérica obtuvo 61,75 millones de toneladas.

Por la relevancia de estos informes, serán capaces de mover el amperímetro de los precios desde el lado de la oferta, luego de una semana en que la fortaleza del mercado estuvo basada en las perspectivas para la demanda estadounidense.

Temas en esta nota