Protesta provoca desabastecimiento de insumos químicos

Bloqueos de trabajadores paralizan la producción de unas 40 empresas. La mayor preocupación llegó desde el mundo de la salud.

Por |
Fuentes de la empresa Monsanto contaron que hasta hace una semana la fábrica estaba produciendo herbicidas "las 24 horas de los sietes días de la semana" para la campaña 2014-2015. "Ahora estamos completamente parados", indicó.

Fuentes de la empresa Monsanto contaron que hasta hace una semana la fábrica estaba produciendo herbicidas "las 24 horas de los sietes días de la semana" para la campaña 2014-2015. "Ahora estamos completamente parados", indicó.

18deDiciembrede2014a las08:16

El conflicto sindical que mantiene desde hace una semana paralizada la producción de unas 40 empresas del polo químico y petroquímico de Zárate -y se extiende además a Campana, Baradero, San Nicolás, Gualeguaychú y Larroque- hace sonar ahora las alarmas de desabastecimiento de algunos insumos clave en diferentes industrias.

La mayor preocupación llegó desde el mundo de la salud. Debido al paro generalizado que inició el Sindicato de Personal de Industrias Químicas y Petroquímicas de Zárate en todo el polo industrial por los despidos en TFL, podrían empezar a faltar tubos de oxígeno en 300 hospitales y clínicas del país.

Así lo afirmaron fuentes cercanas a la empresa Praxair, la más importante en su rubro, que ya cortó la producción de mochilas y tubos de oxígeno que se distribuyen en todo sector de la salud. Por ese motivo, la compañía multinacional denunció penalmente al gremio.

"Este conflicto le impide a Praxair operar normalmente", dijeron cerca de la firma. "Es previsible que existan inconvenientes de suministro de oxígeno a pacientes particulares que estén con tratamientos de oxigenoterapia", advirtieron. Según contaron, los sindicalistas no sólo bloquearon la entrada y la salida de camiones con insumos, sino que además prohíben el ingreso de los trabajadores.

"Llegando al fin de semana no va a haber más oxígeno", anticiparon. La empresa de gases medicinales advirtió a los establecimientos de salud sobre los riesgos de "interrumpir forzosamente el suministro de oxígeno" y pidió a las autoridades provinciales que tome cartas en el asunto. Las fuentes contaron además que Praxair está comprando oxígeno a sus competidores para poder proveer el productos a sus clientes. "Las pérdidas son enormes", contaron.

Pero no sólo la industria de la salud está afectada. Desde la empresa Dak, que hace el pet para las botellas de Coca-Cola y Danone, contaron que, ante la falta de insumos, las embotelladoras habían comenzado a presentar pedidos de importación a Brasil para suplir la producción local. "Ésta es la temporada alta de venta de bebidas. Se vienen las Fiestas y el verano", afirmó una fuente de la empresa. Agregó además que las embotelladoras tienen stock sólo para tres días más. La firma dejó de producir unas 3000 toneladas de material, según informaron.

Algo similar ocurre en Monsanto. Fuentes de la empresa contaron que hasta hace una semana la fábrica estaba produciendo herbicidas "las 24 horas de los sietes días de la semana" para la campaña 2014-2015. "Ahora estamos completamente parados", indicó.

Pero no son todas. El conflicto sindical golpea además a Lanxess (insumos para curtiembres), Petrobras (materiales para la industria plástica), Bunge (urea), Carboclor, Air Liquide, Atanor, Rohm and Haas, Clariant, Agrofina y Unilever, entre otras compañías. "Estamos desesperados", afirmaron en una empresa de capitales estadounidenses.

"Se están perdiendo varios millones de dólares", afirmó Horacio Ippoliti, presidente de la Unión Industrial de Zárate. "El paro sigue firme hasta que no haya una solución", contestó Néstor Carrizo, tesorero del gremio de los químicos.

El conflicto se originó luego de que la firma TFL, fabricante de colorantes, presentara el procedimiento preventivo de crisis por el que echaría a más de 70 trabajadores para comenzar a importar gran parte de su producción. El Ministerio de Trabajo dictó la conciliación obligatoria, pero no fue acatada. En tanto, ayer se replicaron algunos contactos informales, pero aún sin solución a la vista. Hoy los directivos de TFL se reunirán con funcionarios de Industria, Comercio y Trabajo.

PERJUICIOS MÚLTIPLES

Desabastecimiento

Varias de las empresas, incluso algunas del mundo de la salud, afirman que ya faltan insumos clave

Pérdidas millonarias

No se informa un número, pero varias fuentes aseguran que las pérdidas son "de muchos millones"

El origen de la crisis

La firma de colorantes TFL decidió importar parte de sus productos y despedir a una porción de su plantilla.

Temas en esta nota