Brasil: la peor sequía en 80 años golpea al cultivo de soja

La falta de lluvias en el país vecino está generando una de las peores situaciones de déficit hídrico en las últimas ocho décadas. En algunos estados, el cultivo de soja es el más perjudicado.

Por
Para que las reservas de agua se recuperen parcialmente debería llover 50% más de lo normal.

Para que las reservas de agua se recuperen parcialmente debería llover 50% más de lo normal.

26deEnerode2015a las13:00

La soja es uno de los cultivos que está enfrentando duramente esta sequía en el centro-oeste de Brasil. El estado de Goiás, que produce un 10% de la oleaginosa de ese país, no recibe lluvias desde Navidad. En tanto, en el sur de Mato Grosso las precipitaciones de enero fueron muy inferiores a la media mensual.

Toda esta situación se da en un marco de atraso de la siembra, también producto del déficit hídrico que afectó estas tareas en septiembre y octubre del año pasado.

"Las restricciones van a profundizarse si no llueve pronto. Para que las reservas de agua se recuperen parcialmente debería llover 50% más de lo normal, pero más de la mitad de la estación lluviosa ya pasó y no hay pronósticos de mucha más agua en las próximas semanas", indicó el meteorólogo argentino Marcelo Seluchi, coordinador general de investigación del Centro Nacional de Monitoreo y Alertas de Desastres Naturales, quien explicó que un anómalo sistema de alta presión instalado en el sudeste del país inhibe las precipitaciones y eleva los termómetros.

En su último informe, el USDA estimó que la producción de soja de Brasil para la campaña 2014/15 será de 95,5 millones de toneladas, mientras que consultoras privadas hablan de 94 millones de toneladas. No obstante, la falta de lluvias de las últimas dos semanas hizo que las previsiones comiencen a reducirse un 5% semanal, es decir, 4,5 millones de toneladas cada siete días, tendencia que podría afirmarse si no cambia el tiempo. Este sería uno de los factores que afectarían al Mercado de Chicago y, en consecuencia, a los precios que se manejan en la Argentina para la oleaginosa.

Cultivo de café también afectado

Por otra parte, se informó que la producción de café también se encuentra en un período crítico. De cultivo bienal, el grano suma su segundo período de caída debido a la sequía. Ya se registran bajas en la producción de la variedad robusta, que se implanta en el estado de Santo (sureste), del orden del 6,3% al 8,8%, no sólo por la falta de agua sino por el frío intenso que afrontaron durante la época de floración.

El área de cultivo de café en todo Brasil registrará un leve descenso del 0,6% con respecto a la última cosecha, y estiman que se situará en 1,94 millones de hectáreas. Este país es el principal productor de café del mundo.

Fuente: Diario La Nación, Diario Clarín.

Temas en esta nota