Cayeron las exportaciones de granos y subproductos

Según los números suministrados por la Cámara Portuaria y Marítima de Bahía Blanca, durante 2014 el volumen exportado desde dicho puerto, habría caído casi un 22% respecto al año anterior, pasando de 7,4 a poco más de 5,8 millones de toneladas.

Por
Evolución histórica de las exportaciones de granos y subproductos por las terminales del Puerto de Bahía Blanca. En millones de toneladas. Fuente: Bolsa de Cereales de Bahía Blanca

Evolución histórica de las exportaciones de granos y subproductos por las terminales del Puerto de Bahía Blanca. En millones de toneladas. Fuente: Bolsa de Cereales de Bahía Blanca

28deEnerode2015a las12:20

La importante caída se da en un contexto de crecimiento de la producción de granos a nivel país, aunque la pérdida de participación en los envíos por parte de la estación marítima local no se debe a un problema de competitividad, sino más bien, a una disminución a nivel nacional de las exportaciones de productos del sector agropecuario como así también a las intervenciones del gobierno en la política comercial de dos de los principales productos exportados.

Como viene ocurriendo desde el año 2010, los envíos desde el puerto de Bahía Blanca tuvieron como principal destino a China, sustentados principalmente por las exportaciones de poroto de soja. Del total de envíos, el país asiático se llevó casi el 34%, equivalente a casi 2 millones de toneladas, en su mayoría productos de soja como se mencionara, y apenas 35 mil toneladas entre trigo y cebada.

Un llamado de atención importante lo genera el hecho que, en la campaña 2008/09, el país tuvo serios problemas productivos,  alcanzando la producción agrícola tan sólo 58 millones de toneladas de granos, razón por la cual es más sencillo comprender la caída en las exportaciones. Sin embargo, la campaña 2013/14 logró un récord desde el punto de vista de la producción granaria, al alcanzar los casi 106 millones de toneladas.

Análisis por producto

Trigo

En el análisis por producto, tan sólo el trigo mostró un crecimiento en los envíos respecto al año anterior, aunque leve, de apenas el 4,2%, o poco más de 32 mil toneladas (lo que equivale a un buque promedio de los que habitualmente compra Brasil, tipo handymax).

Las restricciones a las exportaciones impuestas por el gobierno, y que limitaron el volumen exportable a apenas 1,55 millones de toneladas a nivel nacional, es el factor que explica el pobre desempeño de los envíos al exterior de este tradicional producto de la región sudoeste de la provincia de Buenos Aires.

En este contexto de restricción a las exportaciones de trigo, los envíos del cereal desde las terminales marítimas locales representaron durante el año 2014 más del 50% del total de las exportaciones argentinas, valor que excede ampliamente la participación promedio de los últimos 5 años, en torno al 25% de los envíos totales.

Maíz

Dentro de los productos que evidenciaron caídas en la comparación con el año anterior, se destaca el maíz, con una merma de casi el 45%, pasando de 2,2 millones de toneladas a 1,2 millones exportadas.

En el caso del maíz, la disminución en los envíos es importante, ya que las exportaciones del cereal, representaron un 24% de los envíos totales de la estación marítima local en los últimos 5 años.

En el caso del maíz, los motivos detrás de las caídas no son tan claros. Según distintas fuentes consultadas, uno de los principales problemas radica, al igual que en el caso del trigo, en la intervención oficial sobre el comercio exterior, ROEs otorgados de manera discrecional, sin ninguna previsibilidad, y a exportadores no tradicionales, que no tienen terminales portuarias en la estación marítima local.

Soja

Los envíos de poroto de soja, producto de elevada relevancia en los últimos tiempos para explicar el crecimiento del tonelaje exportado por el puerto de Bahía Blanca, tampoco pudieron escapar a la tendencia bajista que presentaron el resto de los productos.

Las cifras indican una caída del 8% respecto al año anterior, ubicándose en 2,2 millones de toneladas. El volumen exportado se ubica casi un 11% por debajo del promedio de envíos al exterior de los últimos seis años, y 1,2 millones por debajo del máximo alcanzado en el año 2010, cuando se contabilizaron exportaciones de poroto de soja por más de 3,5 millones de toneladas.

La caída de los envíos al exterior de la oleaginosa se dieron en un contexto de cosecha récord en el país (según datos oficiales habría superado los 53,3 millones de toneladas). Sin embargo, una industria que incrementó la demanda en un contexto externo complicado debido a la agresividad comercial de EEUU, como así también una menor comercialización por parte de los productores locales debido a la inestabilidad cambiaria, son algunos de los motivos que permiten explicar las disminuciones en los envíos por las terminales portuarias locales. 

Contexto interno y externo

Como se mencionara en párrafos anteriores, cuestiones comerciales del mercado internacional (recuperación de producciones de maíz y soja en EEUU) e internas (mayor molienda por parte de la industria, debido a la entrada en funcionamiento de nuevas plantas procesadoras de gran capacidad), sirven para explicar la caída en algunos de los productos, mientras que para otros hay que mirar la política de comercio exterior para granos llevada a cabo por el actual gobierno para comprender el pobre desempeño, aún en un contexto de mejora de la producción regional.

Estas políticas son menos comprensibles si se tiene en cuenta que desde la estación marítima local se vienen desarrollando obras de importancia (profundización a 45 pies permanentes del canal principal, que demandó U$S 123 millones; muelle multipropósito; refulado sobre nuevas tierras; entre otras), todo ello con recursos del ente autónomo, orientadas básicamente a incrementar el volumen de mercaderías (no sólo las del sector agropecuario) y a hacer más competitivo todo el sistema logístico nacional.

Fuente: Bolsa de Cereales de Bahía Blanca

Temas en esta nota