Producción de forraje y persistencia de cultivares de alfalfa

Desde la Red de Evaluación de Cultivares de Alfalfa de INTA evalúa cultivares y líneas experimentales de alfalfa de origen nacional y extranjeros de diferente grado de reposo invernal bajo condiciones de corte y en diferentes localidades del país.

Por
Producción de forraje y persistencia de cultivares de alfalfa de diferente grado de reposo invernal en suelos molisoles de Entre Ríos.

Producción de forraje y persistencia de cultivares de alfalfa de diferente grado de reposo invernal en suelos molisoles de Entre Ríos.

26deMarzode2015a las12:10

La experiencia se condujo durante los ciclos 2010 a 2014 en el campo experimental de la EEA Paraná, sobre un suelo Argiudol ácuico Serie Tezanos Pinto (37 ppm de fósforo extraíble, 54,5 ppm de nitratos, 3,76% de materia orgánica y 6,2 de pH).

Se realizaron dos ensayos, agrupando a los cultivares de acuerdo a su grado de reposo invernal, denominados Alfa CRIM 2010 (con reposo invernal moderado) y Alfa SR 2010 (sin reposo invernal).

Las siembras se realizaron el 27/04/2010 a una densidad de 20 kg/ha para asegurar un elevado stand inicial de plantas. Se utilizó un diseño en bloques completos al azar con 4 repeticiones y parcelas de 5 x 1 m, con hileras distanciadas a 18 cm.

Se realizaron tratamientos químicos durante el barbecho para el control de malezas y en post emergencia del cultivo para el control de gramíneas y latifoliadas. Los ensayos se mantuvieron libres de insectos, mientras que el control de pulgones se realizó solamente en el estado de plántula con la finalidad de asegurar una buena implantación de los ensayos.

La producción de materia seca (MS, t/ha) se obtuvo cortando con guadañadora experimental y pesando el forraje producido en cada parcela, descontando las borduras. Para determinar el porcentaje de materia seca se extrajeron, en cada fecha de corte y cultivar, muestras de aproximadamente 200 g y se secaron en estufa a 60 ºC hasta peso constante.

Los cortes se realizaron en función a las sumas térmicas, con los valores históricos de temperaturas medias, cuando se alcanzaron 450 ± 50 ºC, considerando una temperatura base de 5ºC.

La cobertura (%) se estimó en otoño y primavera de cada año mediante el recuento de espacios vacíos. La medición se realizó sobre la superficie de corta contando en cada hilera la cantidad de espacios vacíos igual o mayores a 15 cm. La persistencia (%) surge de la relación entre la cobertura final y la inicial.

Se realizó el análisis de la varianza de la producción de materia seca acumulada anual y de porcentaje de cobertura al final del ciclo de evaluación. Las medias se compararon utilizando el test de DGC con un nivel de confianza del 5%.

Resultados

Las lluvias anuales acumulas superaron la media histórica en 2010 y 2012, lo que permitió expresar el potencial de la alfalfa durante los 3 primeros ciclos de crecimiento.

Ensayo Alfa CRIM 2010

La producción acumulada promedio del ensayo en cuatro ciclos de crecimiento fue de 47,61 t MS/ha, con diferencias estadísticas entre cultivares.

Magna 787 y Pintado se diferenciaron significativamente del resto superando las 57 t MS/ha. WL 611, Pro INTA Luján Par Pal 5, 5681 y Garufa presentaron un rango de producción de 46 a 52 t MS/ha. Mientras que Magna 601, CW 620, Mara y Don Enrique no superaron las 42 t MS/ha.

La producción media aproximada para los ciclos 1, 2, 3 y 4 fue de 11, 17, 12 y 8 t MS/ha, respectivamente y la persistencia media de 79%, sin diferencias entre cultivares.

Ensayo ALFA SR 2010

La producción acumulada promedio del ensayo fue de 50,80 t MS/ha, con diferencias entre cultivares.

Mecha, Maitena, WL 1058, Panalfa 90, Magna 868, Ruano, LPS 8500, WL 903, V. Trinidad, CW 194, Bacana, Baralfa 9242, WL 818, Verdor, Queen 910 y Patriarca superaron las 50 t MS/ha y se diferenciaron del resto.

La producción media aproximada para los ciclos 1, 2, 3 y 4 fue de 14, 16, 14 y 8 t MS/ha, respectivamente. La persistencia media fue de 67%, sin diferencias entre cultivares.

Estos resultados indicaron una producción promedio anual de aproximadamente 12 t MS/ha en condiciones de secano, mientras que la producción promedio anual potencial de la alfalfa registrado en ensayos conducidos en la EEA Paraná sin limitaciones hídricas durante 2010-2014 fue de aproximadamente 18 t MS/ha.

Conclusiones

Esta experiencia permitió detectar cultivares con reposo invernal moderado y sin reposo que se destacaron en la producción de forraje.

Los cultivares más productivos adaptados a suelos molisoles de Entre Ríos superaron las 50 t MS/ha en cuatro ciclos de crecimiento y la persistencia promedio superó el 60%. Las producciones medias acumuladas fueron similares, independientemente del grado de reposo invernal.

Una buena elección del cultivar contribuirá a optimizar los rendimientos finales, sumado a la aplicación de numerosas prácticas que contemplan la elección del lote, el antecesor, el manejo del pastoreo y la protección de la pastura.

La elección de los cultivares a sembrar se debe realizar teniendo en cuenta la producción de forraje, la persistencia, el comportamiento a enfermedades y plagas y el grado de reposo de los mismos.

Fuente: INTA.

Temas en esta nota