Créditos laborales y obligaciones de seguridad social: ¿Cuál es el plazo de prescripción?

Frente a reclamos judiciales por parte de los trabajadores o frente a sanciones de la AFIP u otros organismos del estado, suele generarse la duda.

Por |
Desde Arizmendi aclaran los plazos de prescripción de los principales créditos que suelen ser exigidos al empleador Agrario.

Desde Arizmendi aclaran los plazos de prescripción de los principales créditos que suelen ser exigidos al empleador Agrario.

22deMayode2015a las17:06

Frente a reclamos judiciales por parte de los trabajadores o frente a sanciones de la AFIP u otros organismos del estado, suele generarse la duda sobre todo en reclamos de larga data de ¿Cuál es el plazo de prescripción de dichos conceptos?Con lo cual vamos a intentar aclarar los plazos de prescripción de los principales créditos que suelen ser exigidos al empleador Agrario.

Prescripción de los créditos laborales

Desde el depto. Técnico Legal Laboral de Arizmendi, en primer lugar vamos a ver la Prescripción de los créditos laborales:

Uno de los temas que suele generar mayor duda es respecto del plazo de prescripción de los créditos laborales, es decir de aquellas deudas que tiene el empleador con el trabajador, y cuál es el plazo que tiene este para reclamarlos.

Toda vez que la ley rural no dispone expresamente un plazo de prescripción de los créditos laborales, como son las diferencias de salario, diferencias o falta de pago de indemnizaciones, etc., es que debemos remitirnos a la Ley de Contrato de Trabajo (LCT), la cual se aplica supletoriamente por la remisión que hace el Art. 2 inciso b) de la ley 26.727.

En dicho caso el Art. 256 de la LCT, dispone que: “Prescriben a los dos (2) años las acciones relativas a créditos provenientes de las relaciones individuales de trabajo y, en general, de disposiciones de convenios colectivos, laudos con eficacia de convenios colectivos y disposiciones legales o reglamentarias del derecho del trabajo. Esta norma tiene carácter de orden público y el plazo no puede ser modificado por convenciones individuales o colectivas”.

En virtud de lo cual, el trabajador tiene dos años desde que es exigible el crédito para reclamarlo. Transcurridos los dos años, y la inacción o silencio del trabajador para reclamar el crédito laboral que considerase como su derecho, se produciría la posibilidad del empleador de oponer la excepción de prescripción por los créditos que tuviesen más de 2 años a la fecha del reclamo.

El plazo de prescripción en este sentido comienza a correr desde que el crédito es exigible. Con lo cual, en los supuestos de reclamos por diferencias de salario la prescripción se cuenta a partir de cada oportunidad en que debió efectuarse cada uno de los pagos mensuales. Los rubros salariales se tornan exigibles a partir del vencimiento de los plazos que establece el Art. 128 de la LCT, oportunidad en que se produce la mora automática conforme lo dispone el Art. 137 de la LCT corriendo desde entonces el plazo de prescripción.

Es decir, aquellas deudas por diferencias de salario, el plazo de prescripción comienza a correr desde la fecha en que debió ser abonado, es decir a partir del 4º día hábil en que debió abonarse dicho salario mensual.

Por su parte los créditos correspondientes a las indemnizaciones derivadas de la desvinculación, comienzan a correr desde el plazo dispuesto en el Art. 255 bis de la LCT, (Conf. Ley 26593),  es decir a partir del 4º día hábil de la desvinculación.

Respecto de las acciones relativas a créditos provenientes de convenios colectivos de trabajo, laudos con fuerza de tales, y disposiciones legales o reglamentarias del Derecho del Trabajo, también prescriben a los dos años. 

¿Se puede interrumpir el plazo de prescripción?

El plazo de prescripción anteriormente mencionado puede ser interrumpido ante el reclamo del trabajador frente a la autoridad administrativa del trabajo, presentación que interrumpe el curso de la prescripción durante el trámite, pero nunca por un plazo mayor de 6 meses, conforme dispone el Art. 257 de la LCT, como así también se puede interrumpir con el inicio de la demanda que reclame dichos crédito, interrumpiéndose de ese modo la prescripción del crédito reclamado mientras dure el pleito.

Accidentes y enfermedades profesionales

En segundo lugar vamos a analizar la prescripción por los reclamos sobre accidentes y enfermedades profesionales:

Las acciones provenientes de la responsabilidad por accidente de trabajo y enfermedades profesionales prescribirán a los dos años, a contar desde la determinación de la incapacidad o el fallecimiento de la víctima. (Conf.  Art. 258-L.C.T.)

Por su parte el Art. 44 de la ley 24.557 dispone que:

  • Las acciones derivadas de esta ley prescriben a los dos años a contar de la fecha en que la prestación debió ser abonada o prestada y, en todo caso, a los dos años desde el cese de la relación laboral.
  • Prescriben a los diez (10) años a contar desde la fecha en que debió efectuarse el pago, las acciones de los entes gestores y de los de la regulación y supervisión de esta ley, para reclamar el pago de sus acreencias.

Fijando actualmente la nueva ley 26.773 en su artículo 4º) que  la prescripción se computará a partir del día siguiente a la fecha de recepción de esa notificación de muerte del trabajador, o de la homologación o determinación de la incapacidad laboral de la víctima de un accidente de trabajo o enfermedad profesional.

PRESCRIPCION, RESEÑA DE LOS PLAZOS VIGENTES PARA LOS CREDITOS LABORALES Y OBLIGACIONES PREVISIONALES

Temas en esta nota