La constante es la atención sobre el clima norteamericano

La constante de la semana pasada, y seguramente de las próximas, es la atención sobre el clima norteamericano de los operadores en Chicago.

Por |
Localmente la suba de Chicago despertó el interés vendedor de los productores.

Localmente la suba de Chicago despertó el interés vendedor de los productores.

08deJuniode2015a las07:42

La constante de la semana pasada, y seguramente de las próximas, es la atención sobre el clima norteamericano. Las precipitaciones están llegando, lo cual hace que los cultivos de maíz y soja estén desarrollándose en muy buenas condiciones. Pero las lluvias también atrasan el último tramo de la siembra, siendo la soja más afectada, y hacen temer una caída en la producción de trigo

Gracias a las lluvias de la segunda parte de mayo, la zona noroeste de Estados Unidos, que antes mostraba una situación de inicio de sequía, ahora se encuentra normal. No obstante, tanto en esta región como en el centro de los grandes lagos la humedad de los suelos está por debajo de lo normal. Esta situación no genera problemas, porque el pronóstico tanto para los próximos cinco días, como para el rango de 6/10 días, hace pensar que llegarán nuevos aportes. Si esta predicción se concreta, se llegará a mediados de junio sin mayores problemas, y ya estará muy cerca el período crítico de los cultivos, que es julio.

Despierta algunos problemas 

Pero toda esta lluvia también despierta algunos problemas: faltaría sembrar el último tramo del maíz y gran parte de la soja. Los retrasos incluso han hecho a algunos analistas pensar en que el área podría ser menor a las proyecciones que existen hasta este momento. 

Por el lado de la demanda el aceite estuvo subiendo activamente, debido a que la Agencia de Protección Medioambiental en EE.UU. propuso una meta de producción de biodiésel muy ambiciosa.

De todas formas las subas que pueden generar este factor de demanda, y las especulaciones de menor área en EE.UU. por lluvias, parecen poco potentes como para contrarrestar los buenos rindes que generarían las condiciones climáticas buenas en EE.UU. Por esta razón, mientras no aparezca alguna seca en aquellas regiones, las subas tendrán pies de barro.

Por el lado del trigo, el mercado ha estado algo convulsionado ante las lluvias que podrían haber afectado la calidad y cantidad de trigo de invierno en EE.UU., las pocas lluvias en Australia, donde además hay anunciado un Niño que podría reducir las lluvias en adelante. Para Europa aparece algo de preocupación en zonas puntuales, lo mismo que para el sur de Rusia y Ucrania. En esa región además subsiste la duda de cuánto podrá afectar a la producción de granos los enfrentamientos bélicos.

Interés vendedor de los productores

Localmente la suba de Chicago llevó los precios disponibles a la zona de los $ 1.900 la tonelada, despertando el interés vendedor de los productores, que están llegando al momento de la verdad: no pueden ya postergar sus pagos, y deberán vender sí o sí. Por esto se están viendo al mismo tiempo mayores negocios y también fijaciones.

(*) Profesor e investigador del Centro de Agronegocios y Alimentos de la Universidad Austral.

Temas en esta nota

Cargando...