Inundaciones: preocupa la llegada de la sudestada y más lluvias

Crece la preocupación por los pronósticos de nuevas lluvias y sudestada en el norte de la provincia de Buenos Aires, que desde el jueves pasado está afectado por un temporal.

Por
Hay preocupación ante el pronóstico de sudestada.

Hay preocupación ante el pronóstico de sudestada.

12deAgostode2015a las08:37

Crece la preocupación por los pronósticos de nuevas lluvias y sudestada en el norte de la provincia, que desde el jueves pasado está afectado por un temporal que dejó al menos unos 2000 evacuados. A pesar de que ayer la lluvia dio una tregua, las calles de Luján, Salto, Mercedes y San Antonio de Areco se convirtieron en ríos y muchas de las rutas del área continuaban cortadas.

Además, en varias zonas agropecuarias se registraron los primeros casos de mortandad de animales. Según detallaron en el Servicio Meteorológico Nacional (SMN), los vientos que comenzaron a soplar en el centro del país desde el Sudeste afectarán las zonas costeras del Río de la Plata, del delta bonaerense y del río Paraná. "La mayor ocurrencia se va a dar entre la mañana de hoy y la noche de mañana", adelantó Silvia Gómez, difusora del SMN.

De hecho, el secretario de Seguridad de la Nación Sergio Berni indicó que agua estaba bajando. Sin embargo, señaló que hay preocupación ante el pronóstico de sudestada.

Río Luján superó la marca de 5,30 metros

El río Luján, ayer, superó la marca de 5,30 metros, lo que se tradujo en la presencia de un importante caudal de agua que literalmente se esparció por la ciudad e ingresó a la Basílica. Alrededor de 300 pobladores debieron ser evacuados. Se estima una cifra similar de autoevacuados. La municipalidad de Salto declaró estado de emergencia y zona de desastre luego de que el río del mismo nombre superara los 9 metros. Allí, se calcula que hay 3000 damnificados y 600 evacuados.

A raíz de la crecida del río en San Antonio de Areco, fue cortado el tránsito en la ruta nacional 8. En Pergamino, ayer, con la declaración del estado de alerta amarilla, se suspendieron las clases. Mientras que en Arrecifes la crecida del río provocó la evacuación de 247 personas. Los Bomberos de Mercedes precisaron que alrededor de 500 pobladores continuaban evacuados. En tanto, unas 250 personas se encuentran en esa misma situación en el partido de Pilar.

Mortandad de terneros en regiones afectadas

Las inundaciones en la provincia comenzaron a provocar mortandad de terneros en las regiones afectadas. En Ayacucho, el principal partido productor, con 260.000 cabezas, hay campos con 80 centímetros bajo el agua y los animales recién nacidos mueren en el lugar. "Esto podría continuar. La situación es muy delicada", señaló Marcelo Gianoli, productor de Ayacucho. Por su parte, ayer, luego de una reunión del Comité de Emergencia Hídrica de la provincia de Buenos Aires, el ministro de Asuntos Agrarios provincial, Alejandro Rodríguez, informó que se resolvió "eximir del pago del impuesto inmobiliario urbano y rural a los afectados por las inundaciones en el territorio". Según el funcionario, la medida operará "de oficio", sin necesidad de trámite alguno.

En el sur santafecino, las localidades de Casilda, Chabás y Sanford eran las grandes damnificadas por el desborde de canales. También hubo serios inconvenientes en Villa La Ribera, Andino y Soldini. A sólo seis kilómetros de esta ciudad, el desborde del cauce del arroyo Saladillo provocó el derrumbe de un puente ferroviario de la empresa Central Argentino. Defensa Civil y el Ministerio de Desarrollo Social santafecino indicaron que en la zona sur hay unos 300 evacuados.

Entre el viernes y el lunes pasados cayeron más de 150 milímetros en Mar del Plata, una cantidad que es casi la equivalente al promedio para todo agosto. Unas 20 personas permanecen aún evacuadas.

Temas en esta nota