Lluvias: menos soja aunque mejores precios

Los 20 días de lluvia que se sucedieron en la mayor parte de la región agrícola del país han comprometido las labores de cosecha y la Bolsa de Cereales de Buenos Aires recortó la estimación de producción de soja. Como contrapartida, este escenario favorece las cotizaciones y las ajusta al alza.

Por |
22deAbrilde2016a las18:10

La cantidad de días de lluvias incesante que se sucedieron en la región agrícola del país se cobraron 4 millones de toneladas de soja, de acuerdo a datos relevados por la Bolsa de Cereales de Buenos Aires que ajustó a la baja la proyección de producción de la oleaginosa ubicándola ahora en 56 millones de toneladas.

En cuanto al avance de cosecha, durante los últimos siete días no se registraron progresos sobre la franja central de la región agrícola y solo se relevaron avances menores en sectores del extremo norte y sur de la misma. Esta inactividad nuevamente se debe a dichas abundantes lluvias. En consecuencia, la cosecha nacional logró cubrir un 16,4 % de la superficie apta.

La misma suerte corrió para el maíz, cuya recolección avanza sólo de manera pausada.

Bajo estas condiciones y a pesar de que los pronósticos climáticos son algo favorables, las cotizaciones encuentran sostén y, durante los últimos días, los valores de la soja protagonizaron un rally alcista.

¿Cómo sigue el clima?                                                                                                 

La posibilidad de precipitaciones asociada al avance de un sistema de mal tiempo se restringe a lloviznas o lluvias débiles que con el correr del sábado avanzarán sobre el este y hacia el norte de Buenos Aires, llegando a la zona núcleo más bien entrando al domingo.

Las perspectivas para los próximos días encuentran en la jornada del lunes la posibilidad de precipitaciones más abundantes. No se descartan lluvias del orden de los 15 milímetros sobre gran parte de Entre Ríos y centro sur de Santa Fe.

Las mismas, durante el martes, se desplazan a la zona central del litoral y comienzan a dejar cielos soleados en gran parte de la región pampeana. Bajo las actuales circunstancias, una gota de agua ya es perjudicial en la zona central del país. Sin embargo debemos decir que la situación se encamina hacia un patrón de lluvia que muestra una moderación que tiende a normalizar la oferta de agua.

Claro está, esto no evita la reaparición de las precipitaciones y aunque de escaso monto, las mismas siguen fortaleciendo los inconvenientes para retomar la cosecha. Como están las cosas, es difícil pensar que las labores de recolección puedan encontrar ritmo antes del mes de mayo.

Estados Unidos: clima acompaña la siembra

En Estados Unidos, la siembra de maíz 2016/2017 alcanzó el 13% de la superficie versus el 14% esperado por los operadores del mercado.

En cuanto al estado de cultivos, el USDA, ponderó un 57% de las variedades de trigo de invierno en estado bueno/excelente.

De esta manera, hasta ahora el clima acompaña las tareas sobre el territorio norteamericano y las cotizaciones se ven presionadas. No obstante, los operadores continúan atentos a lo que sucede con la cosecha y las condiciones climáticas en nuestro país.

Pronósticos

De acuerdo a los pronósticos, en el país del norte los vientos rotarán al sector sur, causando temperaturas máximas superiores a lo normal.

Posteriormente, el paso de un frente de tormenta provocará precipitaciones de variada intensidad: la mayor parte del área triguera, la mayor parte del cinturón maicero, la mayor parte del Delta y la mayor parte de la Región del Sudeste, observarán precipitaciones entre moderadas a muy abundantes, manteniendo la humedad del suelo entre abundante a excesiva, para los cultivos de verano

Temas en esta nota

Seguí leyendo