Las lluvias ocasionaron ofertas reducidas en los mercados ganaderos

Como consecuencia de las significativas lluvias del pasado fin de semana, los arribos fueron limitados.

Por |
20deEnerode2017a las17:06

Mercado de ganado Rosario

Nuevamente la actividad comercial se vio complicada en un arranque de semana como consecuencia de las lluvias que no permitieron el arribo normal de hacienda a este establecimiento.

Las ofertas de lunes y miércoles fueron reducidas, cabe aclarar que el martes no llegaron vacunos a la plaza local.

Los precios que se lograron en cada uno de los remates se efectuaron con buen interés, pero en base a precios que son similares a los logrados en las rondas de la pasada semana

Las vacas y los toros como consecuencia de una industria frigorífica con necesidad de compra lograron leves subas en las dos primeras ruedas.

Recién el volumen a subastar creció en la ronda del viernes. De a poco mejoran no sólo los estados de las rutas, sino también el normal funcionamiento de los establecimientos.

En esta última etapa de la semana la plaza respondió de manera dinámica, logrando en esta oportunidad mejoras para la mayor parte de lo presentado a la venta.

 

 

Mercado de Liniers

Pocos compradores y oferta reducida para un nuevo inicio de negocios. La tendencia de las últimas ventas no fue modificada y los precios fueron ajustados a la clase y conformación de los animales puestos en subasta.

Similares los arribos de la segunda y tercera jornada, entradas que se pueden considerar como reducidas. En las ventas del martes la estabilidad fue la principal característica, la mayoría no sufrió cambios destacados en sus valores. Solamente los toros retrocedieron hasta 70 ctvo.

En tanto que el miércoles nuevamente la categoría toros sufrió quebrantos, en este caso fue de hasta 50 ctvo. La realidad fue diferente para los novillos livianos y medianos, ya que se lograron aumentar 20 ctvo., esta ganancia se repitió en la categoría terneros., mientras que los novillitos y vaquillonas respetaron los máximos de días anteriores.

Luego de un jueves sin remates especiales, el volumen del viernes se colocó dentro de los mismos parámetros de la semana. Los novillos y novillos pusieron punto final a un nuevo ciclo comercial con quebrantos que fluctuaron entre los 20 y 50 ctvo. El resto sin cambios.

Temas en esta nota

Seguí leyendo