Cantidad de sembradoras importadas es casi dos veces superior a las exportadas

En los primeros cinco meses de 2017 se declararon importaciones argentinas de 63 sembradoras a un valor promedio de 117.908 dólares.

Por
Datos aduaneros de los primeros cinco meses de 2017.

Datos aduaneros de los primeros cinco meses de 2017.

12deJuniode2017a las07:18

En lo que va del presente año la importación de sembradoras superó a la exportación. La última vez que ocurrió algo así en el mercado argentino fue en 2001 (el último año de la convertibilidad antes de la megadevaluación de 2002).

En los primeros cinco meses de 2017 se declararon importaciones argentinas de 63 sembradoras a un valor promedio de 117.908 dólares. La mayor parte de los equipos ingresados son John Deere provenientes de EE.UU.

Entre los últimos modelos importados por John Deere figuran DB41 (24×52,5 cm) a 148.555 dólares, DB62 (36×52,5 cm) a 188.246 dólares,  DB83 (48×52,5 cm) a 252.803 dólares y 1890 de 42 pies (68×19 cm) a 96.781 dólares.

Las sembradoras que ingresan al mercado argentino deben abonar un derecho de importación del 14%, al cual, para llegar al valor final, se adicionan los impuestos, costos logísticos y el margen de utilidad del distribuidor.

En lo que respecta a las exportaciones de sembradoras argentinas, en enero-mayo de 2017 se declararon colocaciones de 35 equipos a un valor FOB promedio de 74.715 dólares.

Entre los últimos modelos declarados se incluyen BTI Agri RB 3200A GF 064 por 44.967 dólares, SúperWalter W650 de 22 surcos por 78.500 dólares, Juri Atlantic MP 3.20 por 44.463 dólares, Apache 27.000 de 10 líneas/40 cm por 45.033 dólares y Agrometal MXY II 37/17,5 a 100.649 dólares.

La sobreapreciación del peso argentino –producto de un tipo de cambio nominal bajo combinado con alta inflación– además de abaratar la importación de tecnología, incentiva la colocación de bienes en el mercado interno, dado que los consumidores locales, por efecto del retraso cambiario, son en términos relativos mejores clientes que los compradores externos (porque pagan caro en dólares sin los costos ni las complicaciones que se deben afrontar en una operación de comercio exterior).

Temas en esta nota

Seguí leyendo