Se aprobó la eximición de aranceles para la agricultura familiar

La medida respecto al pago de los costos de aranceles que intervienen en los programas sanitarios promueve la mejora en la productividad de estas características.

Por
27deOctubrede2017a las15:50

En la Resolución del Ministerio de Agroindustria de la Nación N° 315-E/2017 publicada el 24 de octubre en el Boletín Oficial se aprueba la eximición de los aranceles que el Servicio Nacional de Sanidad y Calidad Agroalimentaria (Senasa) percibe para los agricultores familiares y de acuerdo al listado detallado en su Anexo II.

Esta medida, que no reviste carácter automático, requiere dos condiciones ineludibles para su implementación. Por un lado, la acreditación en el Registro Nacional de Agricultura Familiar de la Nación (RENAF) que lleva la Dirección de Registros y Monotributo Social Agropecuario de la Secretaría de Agricultura Familiar, Coordinación y Desarrollo Territorial del Minagro. Y por el otro, para poder acceder a los beneficios de la eximición, el productor deberá integrar un Plan Sanitario o proyecto conjunto con el Senasa y el Ministerio de Agroindustria de la Nación (Artículo 6º de la Resolución).

Cabe mencionar que el RENAF está efectuando una campaña de re-empadronamiento nacional, que requiere la reinscripción de todos los agricultores familiares del país para poder contar con la acreditación oficial al mencionado registro. El RENAF, creado originalmente por resolución de la exSAGPyA N° 255/07, es una herramienta creada para visibilizar y fortalecer el trabajo de los agricultores y agricultoras familiares en todo el país.

A partir de la información que cada productor aporta al registrarse, es posible conocer cuántos y quiénes son, dónde viven y trabajan, qué producen y cuáles son sus potencialidades y necesidades específicas. La inscripción en el RENAF es voluntaria y gratuita y se puede realizar poniéndose en contacto con las coordinaciones provinciales de la Subsecretaría de Agricultura Familiar en cada provincia.

Por su parte, el Senasa solicita, como primer paso necesario para ser incluido en los planes sanitarios, la inscripción en el Registro Nacional Sanitario de Productores Agropecuarios (RENSPA), modificado por la Resolución Senasa 423/2014. Este registro es obligatorio para cualquier productor agropecuario y gratuito y se puede gestionar en las oficinas del Senasa o efectuando la preinscripción online.

La mejora de las condiciones sanitarias y de inocuidad de las producciones de la agricultura familiar resulta ser un aspecto clave para la mejora de la productividad, la inclusión en las cadenas de valor comercial del sector, así como al resguardo de la salud animal, vegetal, y de las familias y consumidores de alimentos del país.

Temas en esta nota

Seguí leyendo