Apenas el 16% de los productores en Argentina realizan muestreo de suelos

El muestreo de suelo es la primera etapa en un buen programa de fertilización. Destacan la baja adopción en nuestro país de esta práctica.

Por
En los planteos de nivel tecnológico bajo el muestreo de suelos lo realizan apenas el 3% de los productores.

En los planteos de nivel tecnológico bajo el muestreo de suelos lo realizan apenas el 3% de los productores.

31deEnerode2019a las13:43

El muestreo de suelos es una práctica poco extendida en la Argentina: "Si se consideran los cultivos bajo estudio, sólo un 16% de los productores fertilizó en función de los resultados obtenidos de un análisis de suelo", destacaron desde la Bolsa de Cereales de Buenos Aires en el último informe de Tecnología Aplicada.

Ver también: Cómo realizar un muestreo de suelo

"Cabe destacar que, desde la primer medición en la campaña 2014/15, este valor ascendió del 10% al 16%", agregaron.

Desde el Departamento de Investigación y Prospectiva de la Bolsa de Cereales explicaron que la adopción de esta práctica no es uniforme, estando relacionada al tipo de cultivo y al Nivel Tecnológico. En cereales (maíz, trigo y cebada) y a mayor nivel de tecnología más elevado fue el porcentaje de productores que la realizó.

Fertilización en Argentina

Del informe de fertilización de la Bolsa de Cereales de Buenos Aires se desprende que en la campaña 2017/18 el consumo total de fertilizantes alcanzó las 2,8 millones de toneladas, un 4% por encima del volumen registrado en el ciclo previo: "Este crecimiento estuvo traccionado principalmente por los cultivos de invierno".

Las gramíneas representaron el 73% del consumo total. Las fuentes empleadas fueron variadas entre cultivos, concentrándose en fuentes nitrogenadas en gramíneas y en fuentes fosfatadas en oleaginosas.

Se aplicaron 87 Kg de fertilizante por cada hectárea sembrada en la Argentina en la campaña 2017/18. Esta cantidad es un promedio y varía según región, cultivo y Nivel Tecnológico considerado.

Temas en esta nota

Seguí leyendo