Vicentin: además de la expropiación, el gobierno impulsará otras tres leyes para dinamizar el sector

"La industria alimenticia va a ser clave en la recuperación post pandemia", destaca el resumen ejecutivo que circula entre los asesores del interventor designado, Gabriel Delgado.

Por |
Vicentin: además de la expropiación, el gobierno impulsará otras tres leyes para dinamizar el sector
09deJuniode2020a las11:05

El paquete legislativo que impulsará el gobierno nacional en relación a Vicentin no se limitará a la ley de expropiación, sino que será acompañado por otros tres proyectos destinados a dinamizar al sector. Así lo reveló a Agrofy News una fuente del más cercano entorno a Gabriel Delgado, el interventor designado para “rescatar” a la agroexportadora, según las propias palabras del presidente Alberto Fernández.

Las leyes que se debatirán en el Congreso tienen íntima relación con el espíritu de la iniciativa anunciada este lunes: que el Estado tenga participación directa en el rubro alimenticio, clave para dinamizar la economía post pandemia. En este sentido, los tres proyectos tienen como eje principal el incremento de la producción vegetal, la exportación de alimentos y el impulso de la biotecnología.

“El Estado reconoce la importancia y la resiliencia del sector en estos momentos. La industria alimenticia va a ser clave en la recuperación post pandemia. YPF Agro va a generar facilidades e incentivos para que la industria crezca”, reza el resumen ejecutivo que circula entre los asesores de Delgado, que contiene un guiño para las entidades del sector agropecuario, con el que se buscará cerrar un “acuerdo de integración productiva”.

Objetivos

El ex secretario de Agricultura y hoy interventor de Vicentin es una persona con reconocida trayectoria y buen diálogo con el sector agropecuario. Más allá de las esperables tensiones políticas que genera una decisión de esta naturaleza, entre los productores agropecuarios el anuncio generó un leve optimismo, habida cuenta que los plazos para cobrar las deudas se estaban estirando cada vez más.

La regularización de la deuda con los productores es uno de los tres objetivos que tiene planteado Delgado, al que asigna mayor importancia. Los otros dos son la renegociación con los bancos y asegurar la paz social a través de la estabilidad laboral con los gremios. Por ahora se trata de trazos gruesos de la estrategia, pero ya se pueden observar cuáles serán las prioridades.

Más allá de esas primeras definiciones, lo cierto es que hasta el momento -y amén de la circulación de borradores en redes sociales y medios- no se publicó en el Boletín Oficial el decreto de intervención. Es que si bien se trata de un proyecto que se viene cocinando a fuego lento desde hace más de un mes, recién aceleró en la última semana, quedando muchos detalles por pulir. El propio Alberto Fernández en declaraciones radiales esta mañana señaló que “estamos viendo” si la participación estatal alcanza solo a Vicentin SAIC (la firma concursada) o bien a todo el grupo.

“Dispuse una intervención para saber el alcance de la expropiación. Queremos ver en qué situación está (el grupo), ya que se ha dislocado financieramente mucho”, dijo el presidente, quien sí dejó en claro que la decisión se precipitó luego que arrecien los rumores de compra a manos de firmas extranjeras: “Algo que no nos gusta porque significaba que Argentina perdía un operador muy importante en manos de esa transnacionalización”.

Durante la entrevista, Fernández reveló que la idea de intervenir Vicentin surgió tras una reunión con la senadora nacional por Mendoza Anabel Fernández Sagasti, quien le transmitió que tenía ya delineado un plan para expropiar la empresa. “Le pedí que se pusiera a trabajar con (el ministro de Desarrollo Productivo) Matías Kulfas, al que luego también se sumó (la secretaria Legal y Técnica) Vilma Ibarra”, explicó en diálogo con Radio con Vos.

Temas en esta nota