Intersiembra con soja y hasta cultivo de servicio con eventual cosecha: ¿Qué esperar del trigo en el norte argentino?

El cereal rinde menos en Argentina que en Paraguay por el manejo defensivo.

Por |
Intersiembra con soja y hasta cultivo de servicio con eventual cosecha: ¿Qué esperar del trigo en el norte argentino?
25deAgostode2020a las14:46

Un amplio panel del Congreso Aapresid trató las posibilidades que tiene el trigo en el norte argentino y en zonas de Paraguay.

La producción de trigo en latitudes menores a 30º corresponde a ambientes cálidos que involucran el 100 % del área sembrada de Paraguay y el 18 % de Argentina.

En promedio, durante los últimos 3 años se sembraron en la zona norte 1,1 millones de hectáreas en Argentina y 438 mil hectáreas en Paraguay. Las localidades cálidas tiene lluvia similar a la de localidades trigueras del sur, pero la temperatura es mayor.

Trigo en ambientes cálidos

Bajo este contexto, durante el Congreso Aapresid se analizaron cuáles son las limitaciones climáticas más frecuentes en ambientes cálidos y qué rendimientos departamentales y experimentales se han alcanzado. Además, se analizaron las sugerencias para optimizar este rendimiento.

"Ni los del norte ni los de afuera le dieron la importancia que tendría que tener el trigo en la región", destacó Pablo Abbate, del INTA Balcarce, en diálogo con Agrofy News.

Abbate estuvo acompañado por Pedro Chávez Sanabria (IPTA Capitán Miranda), Ana Brach (INTA Reconquista), Celsa Balbi (FCA,UNNE), Alejandra Weiss (INTA Sáenz Peña) y Daniel Gamboa (EEA Obispo Colombres).

A continuación, una explicación sobre los condicionantes que genera el clima en la región:

 

Además, aborda la disponibilidad de variedades y el impacto en la calidad.

"Hay posibilidades para avanzar, debemos generar interes. Se le da mucha más importancia a la soja", agregó.

Entre las conclusiones del panel se encuentra que es esperable que el resultado en localidades cálidas sea más bajo que en localidades frescas, pero los requerimientos de nutrientes son menores. "En las localidades cálidas los requerimientos de nutrientes son más bajos", destaca Abbate como una ventaja.

¿Qué muestran los rendimientos departamentales y experimentales?

El rendimiento de Paraguay es mayor que el del norte de Argentina, y esto se debería al manejo a nivel lote: "Probablemente el manejo sanitario a través de fungicidas y cultivares, y el precio neto del grano (incluido el flete) explique gran parte de las diferencias de rendimiento".

¿Qué hacer con el trigo en localidades cálidas?

Abbate destaca que para avanzar en la región se debe respetar la fecha de floración óptima, teniendo en cuenta la más temprana que permitan las heladas.

Se debe controlar el nivel de nutrientes del suelo y fertilizar según el rendimiento y el nivel de proteína esperado y, en el norte de Argentina, se debe revisar el manejo sanitario a través de cultivares y fungicidas.

Si el rendimiento y el precio esperado del trigo no permiten su intensificación por medio de cultivares nuevos, fungicidas y fertilizantes, la opción es integrarlo a una rotación más intensificada:

  • Intersiembra con soja, vicia o gramíneas.
  • Trigo para uso alternativo: forrajero o grano según sea necesario.
  • Uso como cultivo de cobertura con cosecha eventual.
  • Etc.

"En la zona hasta se podría intersembrar soja en trigo, con algo de impacto sobre el rendimiento del cereal. Se puede sembrar el trigo y se dejan uno o dos surcos libres, en donde se implanta la soja. No se atrasa la siembra de la oleaginosa y se le da continuidad a la cobertura del suelo. Con aporte de carbono, te queda una rotación balanceada", explica.

Cabe destacar que el trigo brinda también en la zona la posibilidad de procesamiento en molinos y, en la región este, de exportar a Brasil: "Ahora se está haciendo una prueba".

Temas en esta nota