Traccionados por China, frigoríficos invierten para sumar "carton freezer" a sus plantas: de qué se trata

Son varias las firmas que han puesto la mira en una tecnología que permite un salto cualitativo en la producción.

Por |
Traccionados por China, frigoríficos invierten para sumar "carton freezer" a sus plantas: de qué se trata
23deOctubrede2020a las10:29

La consolidación del mercado chino motivó a las empresas frigoríficas a concretar una serie de inversiones que permitan actualizar sus plantas, de modo de hacer frente a la constante demanda del gigante asiático. Luego de una primera etapa signada por un shock de ventas, ya son varias las firmas que han puesto la mira en una tecnología que permite un salto cualitativo en la producción, a través de un sistema denominado "carton freezer".

"Con el aumento de volumen, lo que se buscó fueron sistemas que hagan el proceso de congelamiento más rápido, mejorando la capacidad de almacenaje, que era un punto débil para muchos establecimientos. La tecnología tiene algunos años, pero en el último tiempo se dio un mayor acceso por la consolidación del mercado chino, donde el congelado es la única manera de enviar la carne", resumió a Agrofy News el presidente de la Federación de Industrias Frigoríficas Regionales Argentinas (Frifra) Daniel Urcia.

Dicho sintéticamente, el "cartón freezer" es un sistema que se utiliza para la congelación de productos empacados a lo largo de las líneas de producción continua. Entre sus principales características, aumenta y asegura la calidad de congelación, a la vez que reduce la carga de trabajo, redundando en una reducción de costos, tanto por recursos humanos como energéticos.

En Santa Fe, donde se concentra buena parte de la actividad del rubro, ya son al menos tres las compañías que definieron encarar una inversión en esa línea:

  • Mattievich (en su planta de Carcarañá, cercana a Rosario)
  • Black Bamboo Enterprise (con sede en Hughes, al sur)
  • Frigorífico Recreo (en la localidad homónima, a 20 kilómetros de la capital provincial).

En el caso de Mattievich, el desembolso se da en el marco de un proceso de expansión por US$ 7 millones que le permitirá quintuplicar su capacidad de congelado, llevandolo a las 2.000 toneladas para principios del año próximo. "China demanda productos congelados. Para abastecer la demanda, hay que tener espacio. Por eso estamos varios avanzando en la misma dirección", contó Emanuel Mattievich, uno de los tres hijos de José, el histórico referente de la tradicional pyme familiar.

Mattievich compró el frigorífico de Carcarañá en 2018 -luego de vender el ex Fricop, en Rosario, al empresario Alfredo Coto-. Desde ese momento se viene dando un proceso de actualización tecnológica, que solo se vio amenazado en 2019, cuando a raíz de problemas en la cuota Hillton, hubo amenazas de baja de persianas, hecho que felizmente nunca ocurrió.

En el marco de ese proceso de crecimiento, una de las mayores novedades es el inicio de comercialización de carne con marca propia (desde que se fundó en 1986, la compañía siempre se especializó en brindar el servicio de faena a terceros). "Lo estamos haciendo desde hace cuatro meses, vendiendo con marca propia para China", contó Mattievich.

Ver también: Cómo hacer negocios con China y no fallar en el intento

Otra de las empresas que definieron inversiones en sistemas de congelado continuo es la china Black Bamboo Enterprise SA, que opera el frigorífico de la localidad de Hughes. Luego de una etapa de aumento en sus capacidades productivas, ahora pone el esfuerzo en el aspecto cualitativo.

Con una inversión de US$ 4 millones, avanza con la instalación de un sistema que asegura “mejor congelamiento, mejor transporte de la mercadería y una tecnología diferente para congelar 120 toneladas por día”, según describió Luis Medina, director de Desarrollo de Negocios de la firma. La infraestructura estará 100% operativa para mediados de 2021.

Según dijo Urcia, "no son muchos los frigoríficos que han comprado esta tecnología", fundamentalmente por las dificultades que supone asumir una inversión en dólares en el actual contexto. De todas formas, resulta probable pensar que de a poco sean cada vez más las empresas que comiencen a utilizarla, por los requerimientos del mercado chino.

En efecto, según cifras que maneja Frifra, China ya participa con el 80% del volumen exportado por Argentina. "En volumen, los envíos crecieron este año respecto al 2019. Más allá de ello, del total de la faena bovina, el 72% se sigue destinando al mercado interno", evaluó su titular Daniel Urcia.

Temas en esta nota

Seguí leyendo