Con 13 años diseñó un innovador sistema de riego y sueña con ser ingeniero agrónomo

Rodrigo es un estudiante de 2° año del departamento Villaguay en Entre Ríos. Armó una huerta de cero y diseñó él mismo un sistema de riego por extracción con una rueda de bicicleta.

Por
Con 13 años diseñó un innovador sistema de riego y sueña con ser ingeniero agrónomo
20deNoviembrede2020a las15:54

Rodrigo es un estudiante de 2° año de la Escuela Secundaria N°14 Palmas de Yatay de Raíces Oeste, Departamento Villaguay en la provincia de Entre Ríos. El adolescente tiene 13 años y sueña con ser ingeniero agrónomo. 

Con empeño y constancia, armó una huerta desde cero e ideó un sistema de riego tan particular como novedoso.

Diego Capurro, director de la escuela donde asiste Rodrigo, explica que el alumno llegó al establecimiento en un momento muy difícil para su vida ya que había perdido a su mamá en un accidente de tránsito. Por tal motivo, se le asignó un acompañamiento a través de un Proyecto Pedagógico Individual para la inclusión (PPII) para ayudar a su inserción escolar.

Ver también: Centennials, con la camiseta del agro bien puesta

“Hace unos meses visite su casa, encontré que Rodrigo había dado vuelta la tierra de un sector del patio bastante grande, ante la consulta me dijo que iba hacer una huerta que eso es lo que le gustaba".

Capurro realizó varias visitas a la casa del alumno y pudo apreciar el progreso de la huerta y la asombrosa dedicación de Rodrigo. El joven cortó chilcas y cercó el predio de la huerta para evitar que los animales ingresen y realizó una perfecta separación entre chilca y chilca, así como entre cada planta. "Tienen una misma medida y los surcos están muy bien hechos", comenta entusiasmado Capurro. 

La huerta ya muestra maíz de más de 2 metros de alto y acelgas inmensas porque Rodrigo fertilizó la tierra con sobrantes de la carpintería. "Yo quiero ser ingeniero agrónomo y tengo que calcular”, asegura Rodrigo.

“Me comentó que no tenía insumos para semillas o plantines así que me comprometí a que la próxima semana se lo haría llegar". 

Ver también: El joven “Da Vinci” del campo que desarrolla tecnología para solucionar problemas

Como no tienen agua apta para el riego ya que en la aldea donde viven el agua es muy salada, Rodrigo ideó un sistema de riego particular con un pozo de 6 metros de profundidad y un procedimiento para sacar el agua del mismo con una rueda de bicicleta, una cuerda y unas gomitas.

"Un genio digno de destacar”, explicó el docente.

Temas en esta nota

Seguí leyendo