Con récord para el maíz, la agroindustria representó US$ 7 de cada US$ 10 exportados durante 2020

Vietnam, la India e Indonesia son solo algunos de los destinos de las exportaciones agrícolas argentinas.

Por
Con récord para el maíz, la agroindustria representó US$ 7 de cada US$ 10 exportados durante 2020
29deEnerode2021a las13:22

La Bolsa de Cereales de Córdoba (BCCBA) destacó que las exportaciones argentinas alcanzaron los US$ 54.900 millones en 2020, un 16% menor al monto alcanzado el año anterior. De este total, el 41% fue aportado por el complejo sojero, maicero y triguero.

El relevamiento detalla que las exportaciones disminuyeron en todos los grandes rubros, pero la caída fue menor en los productos primarios y manufacturas de origen agrícola, por lo que la importancia del sector en las ventas externas pasó al 70%.

Por otro lado, como dato destacado, las exportaciones de maíz incrementaron en un 2,4% y se ubican como un valor récord.

Sobre el total de exportaciones, desagregando por grandes rubros, la BCCBA agrega que el rubro manufacturas de origen industrial fue el que mayor cayó en 2020, con una variación interanual del -30,7% (US$ -5.989 millones).

En segundo lugar, las exportaciones de combustible y energía registraron una disminución del -19,3% (US$ -853 millones). Finalmente, el rubro de manufacturas de origen agropecuario y los productos primarios vieron sus números reducidos en un -9,1% y -7,4% respectivamente (US$ -2.180 millones y US$ -1.296 millones).

"Este cambio llevó a que la importancia de los dos últimos rubros se intensificara en el 2020, y su participación conjunta dentro de las exportaciones haya pasado de un 64% en el año 2019 a un 70% en el 2020", destacan los especialistas de la BCCBA. Esto implica que la cadena agroindustrial sigue siendo la principal generadora de divisas para el país, aportando en el año previo casi US$ 7 de cada US$ 10 que Argentina exporta.

Del total exportado, un 25% correspondió al complejo sojero, 11% al maicero y 4% al complejo triguero, por lo que la suma de estos tres grupos concentró el 41% de las exportaciones totales. Si bien el precio externo de los productos y subproductos de estos tres complejos subió en el último período del año, la menor producción de la campaña 2019/20 concluyó en un nivel de exportaciones agrícolas un 8% menor a las de 2019, traduciéndose en una merma de ventas al exterior por US$ 2.040 millones.

 

Complejo soja

Las exportaciones del complejo sojero representaron 35,3 millones de toneladas en el 2020, monto menor al del año anterior en un 19%. El principal responsable de esta caída fue la exportación de poroto de soja, cuyas ventas disminuyeron un 34%, pasando de 10,2 millones de toneladas en 2019 a 6,8 millones en 2020. Asimismo, las exportaciones de los subproductos de la soja también observaron una caída con respecto al año anterior, disminuyendo un 17% la harina y un 1,7% el aceite. Una de las causas fundamentales del menor nivel de exportaciones fue la reducción en la producción nacional de soja, que experimentó una caída del 11% en la campaña 2019/20 con respecto a la campaña anterior.

 

Aun así, si bien el volumen vendido al exterior disminuyó, el precio incrementó en los últimos meses de 2020. El precio de exportación aumentó en promedio un 1% para el poroto de soja, 7% para la harina y 9% para el aceite. Actualmente los precios se ubican más altos, pero hay que considerar que las exportaciones se dieron a lo largo de todo el año, y el incremento del valor de los productos se vio sobre todo a fines de año. En síntesis, hubo un menor volumen negociado, pero con un mayor precio, que resultó en un valor de las exportaciones un 11% por menor al del año anterior, llegando a representar un monto total de US$ 13.973 millones. Esto implica que 1 de cada 4 dólares que la economía argentina generó en 2020 provino del complejo sojero.

Analizando la composición de las ventas al exterior del complejo sojero, la harina es el componente más importante con una participación del 56%, seguido por el aceite y finalmente el poroto sin procesar, que representan un 28% y 17% respectivamente. En 2019 los dos últimos productos tenían el mismo peso dentro del complejo sojero, pero en 2020 la disminución de las ventas del poroto sin procesar fue mucho mayor a la caída en las ventas del aceite.

En relación con los destinos de las ventas al exterior, el poroto sin procesar tuvo como destino principal a China, quien absorbió el 81% de las exportaciones de 2020. En el mercado de aceite de soja, India y Bangladesh lideran los embarques, con el 53% y el 6% respectivamente. Finalmente, la harina de soja encuentra un mercado más diversificado, exportando principalmente a Vietnam, Indonesia, España y Malasia, representando el 18%, 9%, 4% y 4% de las ventas al exterior, respectivamente.

Complejo trigo

Las exportaciones de trigo disminuyeron un 6%, pasando de 11,3 millones de toneladas en 2019 a 10,6 millones en 2020. La harina de trigo se comportó de forma similar, con un volumen negociado al exterior un 8% menor en 2020. Asimismo, el precio promedio de las ventas al exterior en 2020 registró una disminución del 8%, llegando a US$ 206 la tonelada. A esto último hay que considerar que una gran parte del trigo y la harina se comercializaron en la primera mitad del año, cuando los precios eran más bajos a los actuales. Con respecto al valor de las exportaciones del complejo, alcanzaron los US$ 2.308 millones, es decir, un 13% menor al monto conseguido en el 2019.

En lo que respecta a los destinos del complejo triguero, ha mostrado un incremento en su diversidad. Esto se refleja principalmente en la menor dependencia de Brasil, cuyas compras pasaron de un 96% en el 2014 a un 41% en el 2020. Por otro lado, Indonesia ganó un peso importante, con un nivel de compras de 2,3 millones de toneladas, seguido por Bangladesh con 0,5 millones de toneladas.

Complejo maíz

Las ventas al exterior de maíz crecieron un 2,4% durante 2020, alcanzando un récord de 37 millones de toneladas. Contrariamente, el precio promedio de exportación del cereal cayó US$ 1,5 por tonelada en 2020, pasando a ubicarse en US$ 162,6 por tonelada, 5% por debajo del promedio de los últimos cinco años. El efecto neto de estos eventos ubicó al valor de las exportaciones de maíz un 2% por encima del de 2019, ubicándose en los US$ 6.019 millones, estableciéndose como el valor más elevado hasta el momento.

 

Con respecto a los destinos del maíz, Vietnam y Argelia siguen liderando las compras, representando entre ambos el 32% de lo comercializado en 2020. Argelia, al igual que en 2019, se muestra como el tercer mayor comprador de maíz argentino, con una participación del 9%. Por otro lado, Malasia fue desplazado del cuarto puesto por Perú, dato interesante considerando que entre los años 2014 y 2018 las exportaciones del cereal hacia el país vecino representaron en promedio 290 mil toneladas, para incrementar a 2,8 millones en el año 2019 y alcanzar los 3,1 millones de toneladas en 2020. Otros dos países que mostraron un incremento en la compra del maíz argentino fueron Chile (+ 414 millones de toneladas) y Egipto (+ 1,2 millones de toneladas). 

Temas en esta nota

Cargando...