El municipio K que aprobó la expropiación de terrenos sin debate

Se sancionó una ordenanza que permite aumentar impuestos de manera agresiva si no se avanza con una construcción

Por
Ferraresi junto a Cristina Kirchner al asumir como ministro de Desarrollo Territorial y Hábitat de la Nación.

Ferraresi junto a Cristina Kirchner al asumir como ministro de Desarrollo Territorial y Hábitat de la Nación.

15deJuniode2021a las10:46

El Concejo Deliberante del municipio de Avellaneda aprobó sin debate previo el “Registro Público Municipal de Inmuebles Baldíos, Inmuebles con Edificación Derruída o con Edificación Paralizada”.

Avellaneda es la cuna del actual ministro de Desarrollo Territorial y Hábitat de la Nación y ex intendente Jorge Ferraresi, que asumió en 2019 el mandato junto a Cristina Fernández de Kirchner.

Ver también: Un repaso por las 7 expropiaciones del kirchnerismo

¿Expropiaciones en el municipio de Avellaneda?

La ordenanza que se aprobó en Avellaneda dispone que si un inmueble entra en el "Registro Público", el dueño debe empezar a pagar un 50% más de impuestos en concepto de la Tasa por Servicios Generales. Al mismo tiempo, se lo intimará para comenzar a una construcción y, si en el plazo de tres años no se avanzó, se aumentará otro 50% la tasa municipal.

Esta tasa crecerá con el tiempo y luego de ocho años luego de entrar al registro, si no se construye, el municipio tendrá la facultad de declararlo de utilidad pública y expropiarlo, previo pago de indemnización y paso por la Legislatura de la provincia de Buenos Aires.

“Es muy grave que se esté hablando de expropiar a una persona que por ejemplo compra un lote para protegerse de los vaivenes económicos de la Argentina, o porque quiere que en 10 años un hijo construya su casa. Constituye una grave avanzada sobre la propiedad privada”, dijo Rubén Conde, concejal de Juntos por el Cambio en el municipio.

Sebastián Vinagre, presidente del bloque de concejales de Juntos por el Cambio, coincidió: “La medida interpone una obligación nueva e innecesaria a los vecinos de Avellaneda. Una persona puede querer tener un terreno vacío para capitalizarse o resguardar sus bienes. De ahora en más, eso podría ser imposible”, expuso en diálogo con La Nación.

En el Concejo Deliberante, el Frente de Todos aprobó la ordenanza con 16 votos a favor y 6 en contra (dos representantes de la oposición estaban ausentes). Al mismo tiempo, Vinagre se mostró indignado tanto por las disposiciones concretas de la ordenanza como por su argumentación y por la forma en que se aprobó. “El oficialismo ni siquiera pudo argumentar, creo que ni habían leído el proyecto. Es inconsulta, a las apuradas, e ilustra el atropello institucional que se vive en el Concejo de Avellaneda”, expresó.

“No es jurídicamente viable, todos los artículos pueden ser rebatidos constitucionalmente, uno por uno. Está hasta mal redactado”, siguió el líder opositor.

Ordenanza completa que aprobó el Partido de Avellaneda:

Temas en esta nota