Arañuela y pulgón, las principales plagas a seguir de cerca tras las lluvias

Técnicos del INTA destacaron que el registro de insectos es bajo, pero resaltaron la importancia de monitorear

Por
Arañuela y pulgón, las principales plagas a seguir de cerca tras las lluvias
24deEnerode2023a las11:40

La presencia de plagas es baja en el marco de la sequía que afecta a los cultivos. Sin embargo, con las últimas lluvias de enero la situación comenzó a complicarse.

En este sentido, los técnicos del INTA Marcos Juárez recomendaron el monitoreo constante de los cultivos. Además, explicaron que se dio una excepción con la presencia de arañuela en soja. La misma progresa conforme a las condiciones climáticas que se dan en cada establecimiento.

Por otra parte, los ingenieros agrónomos y la ingeniera agrónoma, Fernando Flores y Emilia Balbi, reportaron registros crecientes de pulgón amarillo en sorgo. 

“En cuanto a la captura de polillas, no se han registrado picos de vuelo de especies de interés. En algunos lotes de soja, daños en tallo ocasionados por bicho bolita generan pérdidas de plantas asociados a un incremento del estrés”, expresaron.

En este sentido, el relevamiento de esta estación experimental arrojó que enero disminuyó la presencia de la oruga de la espiga, continúan bajas las capturas de H. gelotopoeon (bolillera) y aumentaron las de Achyra bifidalis (oruga de la verdolaga).  “Los vuelos de Rachiplusia son casi inexistentes, y aún no se registraron colectas de Anticarsia gemmatalispara esta latitud”, destacó el organismo.

Arañuela y trips 

“La arañuela y los trips reducen la capacidad fotosintética de las hojas mediante el efecto de plateado que causan al succionar para alimentarse. En años secos, las poblaciones encuentran un nicho para desenvolverse rápidamente al verse algunos factores de mortalidad reducidos, como por ejemplo la humedad que permite la supervivencia y reproducción de hongos entomopatógenos que los afectan”, destacó el informe.

Al mismo tiempo, se recomendó monitorear el lote para evitar el avance de la plaga. Cabe destacar que no es de fácil control.

Soja

El cultivo registró presencia de bichos bolita en lotes con buena cobertura de rastrojo. “En algunos lotes en los cuales se detectó una población alta y se realizó un control oportunamente, el daño en tallo se produjo por individuos remanentes. En implantación, el daño más visible del bicho bolita es sobre el cotiledón”, señaló el INTA.

Por su parte, hay un daño en tallo que, por efecto del crecimiento posterior, humedecimiento y resecamiento de la planta con estrés. “Cuando ocurren precipitaciones, la entrada de patógenos se ve facilitada por las heridas de la epidermis. Se detectaron lotes con marchitamiento de plantas a causa del estrés combinado provocado por la plaga y las condiciones ambientales extremas”, aclararon.

Maíz

En enero se registró la presencia de cogollero y oruga de la espiga. “Esta campaña, el número de adultos volando y la infestación de ambas especies en el campo se encuentra en niveles por debajo de los registros de los últimos años. Gran parte de los híbridos de siembra actual incluyen genes Bt, y cuando las poblaciones son bajas, la necesidad de intervención con agroquímicos se reduce notablemente”, informó el INTA.

Sorgo

Este cultivo se ve amenazado por el pulgón amarillo en sorgo. “Esta especie se desarrolla aceleradamente en condiciones de temperaturas de entre 25 y 30°. La infestación puede haberse visto retrasada por la ocurrencia de temperaturas máximas elevadas hasta el momento, pero con el avance del verano y la llegada de precipitaciones, las condiciones en el corto plazo pueden ser predisponentes, por lo que se recomienda realizar monitoreos frecuentes”, sostuvo el INTA.

Temas en esta nota

Cargando...