Ecologistas Europeos vs soja transgénica

15deDiciembrede2000a las16:30

Nuevas manifestaciones contra los GMO

La situación desatada por el brote de la enfermedad de la vaca loca en laUnión Europea alcanza tal gravedad que su influencia tiene infinitasramificaciones, tanto beneficiando a algunos sectores, como afectando a otrosque reclaman por compensaciones, incorporando un factor en los análisisfundamental del mercado impensado hace unos meses.

Por supuesto que también es buen terreno para aquellos activistas queaprovechan la sensibilidad de la opinión pública para insertar sus reclamos.

En lunes pasado comentamos en nuestro AgroNet el accionar de Greenpeace que,mientras guarda silencio sobre los efectos de la enfermedad y el uso de harinascárnicas y de huesos para los consumidores, bloquearon la descarga de 22.000tt. de Soja bajo el pretexto de ser sospechada de transgénica, a pesar que laUE no prohíbe el ingreso de Soja GMO como de sus subproductos.

La mercadería era procedente de EEUU y destinada a un Puerto cercano aBordeaux (Fr).

Las manifestaciones se llevaron a cabo aprovechando la primer reunióninter-gubernamental de aplicación del Protocolo de Cartagena sobre etiquetado ybio-seguridad firmado en enero último.

Simultáneamente el grupo Amigos de la Tierra, en lo que parece una accióncoordinada, salen a la palestra urgiendo a los productores europeos a no aceptarla importación de Soja transgénica de EEUU en reemplazo de las harinas decarne y de hueso que estarán prohibidas en la UE desde el 1º de eneropróximo.

Ayer en el Puerto de Venecia (It), en una exagerada protesta, losrepresentantes de Greenpeace demoran la descarga de Harina de Soja argentina, enuna creciente presión contra la mercadería procedente de nuestro país y losEEUU, y sobre la industria de alimentos para animales que los usa.

Promueven la importación de Soja brasileña

Los ecologistas se muestran seriamente preocupados por la prospección deimportación de millones de toneladas de Soja transgénica en Europa comoprovisión de altas proteínas para los forrajes.

"El reciente desastre muestra lo miserable que es la cadena deproducción alimentaria de la Comunidad y no aceptamos el concepto del malmenor", dijo el representante de los activistas dinamarqueses.

Los consumidores en Europa tienen claro la oposición a los GMO, afirman, eimportantes compañías responden sus demandas yendo a los GMO-free.

Los ecologistas propugnan la importación desde Brasil de Soja notransgénica. En ese sentido se estarían inclinado varios importadoresalemanes.

Acotemos que en enero una delegación de India visitará la UE promoviendosus ventas de Soja no transgénica.

Por su parte, la Asociación de proveedores de Gran Bretaña declaró que laimportación de GMO es inevitable y rechaza los pedidos de los Amigos de laTierra para eludirlos en la cadena alimentaria, aclarando que ellos proveerán asus clientes el producto que les requieran, sean transgénicos o no.

Piden fomentar cultivos para reducir importaciones

El Comisionado de agricultura de la UE dijo que 3,0 mill/tt. adicionales deSoja deberán importarse para reemplazar a las harinas prohibidas, pero la Sojano crece sola, en alusión a las demandas de los productores locales solicitandomayores apoyos.

La respuesta más inmediata estaría dada por el uso de arvejas forrajeras,lupinos y porotos y otros granos, pero se cree que no superaría el 10 % de lasnecesidades adicionales. En lo inmediato la importación sería la soluciónineludible.

Por su parte, aprovechando la coyuntura, los agricultores franceses a travésde la Federación de Productores de Oleaginosas, dicen que para quebrar la Sojadependencia, deben impulsarse los cultivos proteicos en la Comunidad, para locual elevaron a las autoridades de la UE un pedido de aumento del subsidiobásico de Euros 72,5 á 85,0 por tonelada, (de unos u$s 53,5 a

Temas en esta nota