El girasol, un cultivo estratégico para el futuro

El presidente de la Asociación Internacional del Girasol, Dr. Juan Domínguez, explica porqué el girasol es clave de cara al futuro.

31deMayode2005a las13:36

El presidente de la Asociación Internacional del Girasol, Dr. Juan Domínguez, explica porqué el girasol es clave de cara al futuro.

El 31 de Mayo y el 1 de junio, la cadena del girasol se dará cita en el Hotel Hilton de Buenos Aires para analizar desde todos los ángulos la importancia que este producto tiene para la vida económica y social de nuestro país y el valor estratégico que su producción tiene para el futuro, tanto para la alimentación como para la industria.

En pocos días, la cadena de girasol vivirá un nuevo momento clave. El Tercer Congreso presentará en 10 módulos temáticos todo lo vinculado al presente y al futuro del girasol en nuestro país y el mundo, tanto desde el punto de vista tecnológico, productivo, de mercados, como de usos y nutrición. Un evento de trascendencia internacional que sorprenderá a todos.

Una de las prestigiosas figuras que participará de este Tercer encuentro de la cadena es el presidente de la Asociación Internacional del Girasol (ISA), el español Dr. Juan Domínguez, quien se referirá justamente al futuro del girasol en el mundo.

Según Domínguez, el cultivo de girasol, que hasta la fecha ha estado estancado en su desarrollo, con una producción estabilizada en 25 millones de toneladas durante la última década, despegará en base al valor "nicho" que le puede añadir la producción de aceites con composiciones diferentes de ácidos grasos y/o su utilización en la producción de combustibles ecológicos.

"Aunque el aceite de girasol estándar sigue teniendo los mismos inconvenientes para competir con las producciones de aceite de soja y palma, existen muchas posibilidades de diversificación varietal de la especie cultivada de Helianthus que le permitirán producir aceites con distintos perfiles de ácidos grasos, indicados para ser utilizados en diferentes aplicaciones alimentarias e industriales", aclaró Domínguez.

Girasoles a la carta

Según el presidente de la Asociación Internacional del Girasol, que estará en Buenos Aires el 31 de mayo y el 1 de junio, estas son algunas de las posibilidades que tiene el girasol de cara al futuro:

* Aceites especializados: la existencia de variedades de girasol no transgénicas - ya desarrolladas o en vías de desarrollo- cuyos aceites poseen altos contenidos de ácido oleico, palmítico, esteárico, etc., con grandes posibilidades de utilización directa como alimento o materia prima para la industria alimentaria y demás industrias, puede ser un claro punto de apoyo para que el cultivo de girasol llegue a tener una aplicación más "a la carta" y se destaque como productor de aceites especializados con aplicaciones muy concretas.

* Biodiesel: la potencialidad del aceite de girasol como fuente de producción de combustible biodiesel es un hecho ya investigado y experimentado. De acuerdo con las directrices de la Unión Europea, en 2020 los países miembros deben reducir el 20% del consumo de productos derivados del petróleo y sustituirlo por otras energías, de las cuales el 8% deberá ser biodisesel. "Es muy posible que veamos aumentar el interés por el cultivo de especies oleaginosas anuales para que su aceite sirva de fuente de producción de biodiesel", explicó Domínguez.

Según lo expresado por el titular de ISA, el aceite de girasol es uno de los candidatos más adecuados para la utilización en combustibles. Su índice de instauración, de cetano y temperatura de cristalización, son muy apropiadas para la fabricación y utilización de los ésteres metílicos o etílicos que constituyen el biodiesel.

* Nuevas áreas: el girasol también viene saltando barreras agronómicas que le permiten conquistar nuevas áreas para el cultivo. Según Domínguez, esto se debe a la "existencia de germoplasm

Temas en esta nota