Rechazo de la Sociedad Rural al acuerdo para congelar precios de la carne.

El presidente de la Sociedad Rural Argentina (SRA), Luciano Miguens, sostuvo hoy que los sistemas de precios máximos siempre han fracasado y frenan el aumento de la oferta...

Por
16deSeptiembrede2005a las15:49

El presidente de la Sociedad Rural Argentina (SRA), Luciano Miguens, sostuvo hoy que los sistemas de precios máximos "siempre han fracasado" y frenan el aumento de la oferta, la producción y las inversiones, al manifestar su oposición al acuerdo que el gobierno firmó con representantes de la cadena de comercialización de la carne.

El gobierno acordó con los frigoríficos y supermercados el mantenimiento de los actuales precios de la carne por tres meses, para evitar un alza inflacionaria.

Miguens sostuvo que hay "experiencias nefastas" con los sistemas de precios máximos, y sostuvo que "siempre han fracasado" porque frenan el aumento de la oferta, la producción y las inversiones.

En declaraciones radiales formuladas esta mañana, Miguens señaló: "estamos totalmente en desacuerdo, porque en la carne, en precios máximos, tenemos experiencias nefastas y siempre han fracasado".

El titular de la SRA calificó a la medida de "cortoplacista", y dijo que se da poco tiempo antes de las elecciones de octubre.

Aseveró además que "frena toda posibilidad de una mayor oferta".

Miguens advirtió que tras este acuerdo "el que quiera buena carne la va a tener que pagar", al sostener que quienes tengan productos de mayor calidad buscarán evitar los canales de comercialización con los que se llegó al acuerdo.

El dirigente ruralista reconoció no obstante que existen motivos para que el gobierno tema nuevos aumentos en la carne por cuestiones estacionales, a las que se suma la recuperación de la demanda en el mercado interno y la reapertura de muchos mercados externos que se habían clausurado por la aftosa.

Por último, Miguens señaló que los productores no son "formadores de precios" y que el valor de la carne se establece en el juego de oferta y demanda, particularmente en el mercado de Liniers y por la competencia entre frigoríficos y comercios.

Temas en esta nota