Sólo en el Mercado de Liniers se notó la liberación de exportaciones de productos cárnicos termoprocesados

La ventas externas sin restricciones de productos elaborados a partir de vacas conserva categorías E y F, anunciada por el gobierno nacional en junio pasado, impactó en forma dispar en los diferentes mercados ganaderos del país.

13deAgostode2008a las16:25

La liberación en junio pasado de las exportaciones de productos termoprocesados elaborados a partir de vacas conserva categorías E y F impactó en forma dispar en los diferentes mercados ganaderos del país.

Mientras que en el Mercado de Liniers los precios de la categoría aumentaron en promedio un 80% en comparación con los meses en que las exportaciones permanecían totalmente restringidas, en provincias extra pampeanas estos valores hermanen planchados.

“Desde el lado exportador la medida del gobierno benefició al frigorífico Swift Amour en perjuicio de los otros que no elaboran enlatados a partir de vacas de conserva y para los productores la medida llegó tarde, porque ya habían vendido la mayor parte de la hacienda que tenían en sus campos”, dijo hoy a Infocampo Victor Tonelli, asesor ganadero.

Según Tonelli, la recuperación de precios que ha tenido la vaca conserva en el último mes y medio se debe más a la escasa oferta de esa categoría que a la posibilidad de exportar (sin restricciones) termprocesados desde junio pasado.

“Los productores tradicionalmente entre marzo y junio comercializan el 65% de esta hacienda, justamente en este período las ventas estaban totalmente restringidas, favoreciendo exclusivamente a un puñado de frigoríficos que compró y dejó en stock mercadería que pagaba a $ 0,80/kg”, sostuvo el consultor ganadero.

“Pese a que hoy digan y aclaren que la vaca de conserva está liberada para la exportación, vaca que no pasa por la lata, no se exporta”, agregó Tonelli, en referencia a las limitaciones oficiales que siguen experimentando las ventas externas de cortes congelados de vacas conserva.

En ese sentido, el consignatario Jorge Aguirre Urreta sostuvo hoy que los valores aumentaron entre un 80 y 90% con respecto a mayo o abril de este año (cuando las restricciones para la exportación de la categoría eran totales).

“Hoy la venta de vacas conserva es lo que literalmente mantiene vivo y reactivado al Mercado (de Liniers). Las ventas son muy sostenidas y los valores oscilan entre 1,60 y 1,75 /kg, con una fuerte demanda de los frigoríficos”, indicó Aguirre Urreta.

Sin embargo, la situación presente en regiones periférica es bien distinta. En las zonas ganaderas de la provincia de La Pampa, por ejemplo, los valores pagados por la vaca conserva no suelen superar en la actualidad los 1,30 $/kg.

“Nosotros por impacto del clima y las pocas expectativas hemos perdido muchísimas cabezas que fueron liquidadas a valores muy inferiores de hasta 0,90 $/kg antes de que el gobierno liberara las exportaciones”, sostuvo a Infocampo Andrés Souto de la Asociación Agrícola y Ganadera de La Pampa.

“Aca no se refleja la mejoría; la calidad de la hacienda no es su mayoría buena y el monopolio de un solo frigorífico que se ha asegurado del stock suficiente durante los meses de restricción no favorecen para nada la situación del productor”, agregó el dirigente.

Además, por efecto de una sequía brutal, los ganaderos de las provincias extra pampeanas del norte del país registraron fuertes pérdidas productivas en los últimos meses.

“En Corrientes, donde tuvimos que soportar faltas de lluvias por seis meses, los productores agobiados por la situación y el contexto liquidaron su ganado a valores irrisorios de entre 0,80 y 1,00 $/kg para la vaca de conserva”, apuntó Victor Rey de la Asociación Rural de Mercedes.

“Hoy lo poco queda, y sólo en casos excepcionales de muy buena calidad, se paga 1,30 $/kg, muy por debajo de lo que el gobierno anunció en junio”, comentó Rey

Temas en esta nota

    Cargando...