Lo de CARBAP es una amenaza repudiable

“Señalar que enviarán 2 mil vacas lecheras al matadero es un acto irreflexivo. Es un sabotaje a la producción nacional, aniquilando la base productiva del país“, afirmó el presidente de la ONCCA, el Dr. Ricardo Echegaray ante el llamado de CARBAP al respecto.

12deNoviembrede2008a las10:37

Estas afirmaciones, junto a las vertidas en días pasados, demuestran que “a ciertos dirigentes lo único que les importa es su bolsillo y no el desarrollo del sector”, sostuvo Echegaray.

Agregó que la irresponsabilidad demostrada por parte de quienes lideran a las entidades ya produjo consecuencias nefastas para los productores de granos y para toda la cadena comercial agropecuaria. “Si los productores lecheros obedecen a este tipo de llamados les ocurrirá lo mismo que quienes creyeron que era una buena idea no declarar la cosecha y hoy se encuentran con la mercadería acopiada a precios mucho más bajos”.

“Ejecutar acciones como la de esta matanza implican sabotear la producción alimentaria nacional, justo en medio de una crisis mundial, cuando precisamente el país necesita de toda su capacidad de generar alimentos para los argentinos y para las exportaciones confiables”, puntualizó Echegaray.

El Presidente de la ONCCA expresó su preocupación por el daño que le causó al sector agroalimentario argentino la conducción de los dirigentes de la mesa de enlace durante este año. “Los dirigentes necesitan justificar las recomendaciones que le dieron a los productores de no vender cuando los precios de los granos estaban en su pico. Ahora que los precios se derrumbaron, pareciera que las entidades necesitan explicarse ante los productores que siguen con granos acopiados a un precio menor que en aquel momento.”

A juicio de Echegaray, las declaraciones de CRA respecto de que la Argentina “es un país de origen poco fiable” beneficia sólo a quienes especulan con el precio de los granos, pagándole menos dinero a los productores. “¿A quiénes benefician este tipo de actos?, Claramente no ayuda a los representados de las entidades” recalcó el titular de ONCCA.

Para Echegaray, “los dirigentes tienen tal necesidad de disculpar sus acciones ante los productores que pretenden culpar al Gobierno sobre la decisión de los propios productores de dejar de lado la siembra de estos granos para volcarse a la soja”. Es de destacar, que las razones que inciden en el cambio de la superficie sembrada de cada grano o en la tecnología utilizada, responden a distintas variables. Es por eso que si se tienen en cuenta los datos verdaderos que surgen de las exportaciones de trigo y maíz registradas en la ONCCA, es por demás evidente que la CRA y las otras entidades ruralistas pretenden solamente excusarse.

Al analizar la exportación de trigo del año 2007, se autorizaron 7.766.871 toneladas (Tn), mientras que en los 10 meses que transcurrieron de este año, la ONCCA autorizó la exportación de 10.343.930 Tn de trigo. En maíz, el año pasado se autorizaron exportaciones por 14.667.500 toneladas y en lo que va del presente año ya se autorizaron, de este grano, 14.852.698 tn. Los datos son categóricos y desmienten los números y argumentos de los ruralistas, precisa la ONCCA.

Para Echegaray es “un olvido engañoso” de los directivos de ciertas entidades presentar los datos comparativos de 2007 - 2008. “Omiten decir, por ejemplo, que este año fueron los mismos productores los que decidieron no vender durante el lock out agropecuario y cortaron rutas, siguiendo la recomendación de sus propios dirigentes que segaron de esta manera la cadena de comercialización”.

“Los que hoy reclaman son aquellos que no quieren reconocer que en mayo habrían exportado mucho más que el remanente autorizado en ese momento, de haber tenido sus cosechas en blanco”; señala el funcionario y afirma que “Pareciera que los directivos de algunas entidades defendieran trabajar en

Temas en esta nota

    Cargando...