Caída de la soja haría perder u$s 4.550 M

Por cada u$s 10 que cae la tonelada de soja en Chicago, la Argentina resigna ingresos por u$s 550 millones.

Por
Caída de la soja haría perder u$s 4.550 M
09deJuliode2014a las09:27

Por cada u$s 10 que cae la tonelada de soja en Chicago, la Argentina resigna ingresos por u$s 550 millones. Y en los últimos 10 días, la baja en el precio de la oleaginosa significó pérdidas de divisas por más de u$s 2.000 millones, ya que pasó de u$s 526 la tonelada el 27 de junio a u$s 488,61 en el cierre de ayer, un derrumbe del 7,1% equivalente a u$s 38 por tonelada. Desde ese día, todos registró disminuciones en la principal plaza de referencia: sólo la de ayer fue del 2,4 por ciento.

Una cosecha de soja en el país que se pronostica alcanza los 55,5 millones de toneladas (según datos de la Bolsa de Cereales) y con un valor de u$s 562 la tonelada (el máximo alcanzado este año, el 30 de abril) equivalía a ingresos en el año para la Argentina por u$s 31.190 millones, de los cuales, con retenciones del 35%, alrededor de u$s 10.900 iban a parar al fisco en concepto de derechos de exportación. 

Muy distinta es la situación con precios de la oleaginosa de u$s 480 por tonelada (se estima que llegará a este valor en los próximos días), ya que el país resignaría ingresos por u$s 4.550 millones: recibiría u$s 26.640 millones en total, de los cuales alrededor de u$s 9.300 irían al fisco en concepto de retenciones.

Hasta el viernes pasado (último dato disponible) se liquidaron exportaciones del complejo oleaginoso por u$s 13.864,27 millones, según datos de la Cámara de la Industria Aceitera (CIARA) y el Centro de Exportadores de Cereales (CEC). Esto es un 4,4% más que en el mismo período del año pasado, pero, teniendo en cuenta que la cosecha este año es más de un 13% mayor que la de 2013 (55,5 millones versus 49 millones de toneladas), el ritmo de liquidación podría ser superior. 

"Con los dólares que dejaron de ingresar al país por la caída en el precio de la soja de los últimos días alcanzaba a pagar los u$s 1.500 millones que reclaman los fondos buitre", comparó Ernesto Ambrosetti, economista jefe de la Sociedad Rural. 

Ante la expectativa de mayor devaluación, muchos productores retuvieron soja con la idea de recibir más pesos. Sin embargo, el derrumbe del precio de la oleaginosa sólo se tradujo en pérdidas. "La relativa estabilización cambiaria del último tiempo ha socavado las ganancias de ingresos basadas en la suba del dólar, ya que la caída del precio fue más fuerte. La soja valuada en dólares hizo un pico a principios de marzo para iniciar desde allí un camino descendente que la llevó a perder el 22% de su valor", señala un informe de la Bolsa de Comercio de Rosario (BCR), con datos al viernes pasado.

"Para nuestra economía, esta caída redunda en una desvaloración de la producción justo cuando se está en la recta final de la cosecha, motivando en las últimas semanas una aceleración del establecimiento de precios para cubrir este riesgo", sostiene el BCR. Y ejemplifica que sólo entre el 1 de abril, cuando formalmente se dio inicio a la nueva campaña en la Argentina y el viernes pasado, "los aproximadamente 35 millones de toneladas de soja 2013/14 que restaran por vender han perdido el 6% de su valor en dólares, equivalentes a cerca de u$s 625 millones".

La duda en el Gobierno es de dónde se conseguirán los dólares que dejan de ingresar por menor precio de la soja. Con un superávit comercial que se achica y la cuenta financiera que no ayuda, la esperanza depositada en la oleaginosa se esfuma ahora ante los menores valores en Chicago.

Temas en esta nota