Exportación de carne con ventas en piso histórico

El mal momento de la exportación de carne preocupa a los sectores gremiales, que piden no afectar las fuentes de trabajo.

Por
La industria frigorífica se encuentra deprimida desde fines de 2009, tras un proceso de liquidación del stock bovino que duró tres años.

La industria frigorífica se encuentra deprimida desde fines de 2009, tras un proceso de liquidación del stock bovino que duró tres años.

26deDiciembrede2014a las08:11

Con exportaciones cerca de su piso histórico y un repunte de la actividad de engorde a corral cierra otro año complicado para la ganadería argentina, que sigue en la búsqueda de recuperar su stock.

El panorama oscuro fue confirmado a través de la última información divulgada por el SENASA, en la cual se explica que entre enero y noviembre de este año el sector cárnico envió al extranjero 103,965 toneladas de cortes frescos, un 3% más que en igual período del año anterior, pero ese avance desaparecía por el retroceso en los envíos de cortes Hilton a Europa, que entre iguales períodos descendieron de casi 21.000 toneladas a 18.463 toneladas, es decir un 12 por ciento.

De este modo, en los once primeros meses de 2014 se embarcaron unas 122.438 toneladas de cortes frescos. En todo 2013 se exportaron 130.000 toneladas y en 2012 se habían redondeado unas 110.000 toneladas, según señaló el portal Infocampo.

La industria frigorífica se encuentra deprimida desde fines de 2009, tras un proceso de liquidación del stock bovino que duró tres años. 

A su vez, las exportaciones actuales representan sólo un 6% de la oferta total de carne, cuando en 2005 esa participación llegaba al 23%. De hecho, diez años atrás, la Argentina llegó a exportar más de 700.000 toneladas de cortes vacunos, seis veces más que en la actualidad.

También destaca que el panorama del negocio empeoró en la última parte del año por la caída de los precios de la Cuota Hilton (de u$s 19.000 a u$s 15.000 por tonelada) y la devaluación del rublo, el euro y el real, que quitaron competitividad al sector.

Por su parte, el Sindicato de la Carne de Buenos Aires (SIGCBA) explicó que es la primera vez en la historia que los frigoríficos adoptan una estrategia común y expresó su preocupación por las fuentes de trabajo en el sector. "Los empresarios alegan cuestiones netamente comerciales, pero con esta decisión ya se cayeron muchos contratos de prestadores de servicios y de trabajo eventual que no sabemos si se van a renovar en enero", dijo Silvio Etchehun, titular de ese gremio.

FEEDLOT CON VIENTO A FAVOR

En contraste con la actualidad del sector en general, la ocupación de los feedlots -sistema de engorde a corral- se ubica en el 55% y la actividad está teniendo rentabilidad, según reveló un informe de la cámara que aglutina al sector, en el cual se advirtió sobre la necesidad de cumplir con los embarques a la Unión Europea.

El índice de reposición feedlot (animales comprados sobre animales vendidos), ubicado en 0,98, muestra un "equilibrio entre compras y ventas", consignó el trabajo. Por su parte, el índice de ingresos feedlot (animales comprados sobre capacidad de los establecimientos) cerró en 12,26.

Temas en esta nota