Argentina será el tercer procesador de oleaginosas del mundo

Se proyecta que este año se molerán 47 millones de toneladas de soja y girasol en las plantas argentinas, una cifra mayor que la de la UE y Brasil.

Por |
Los complejos de crushing se concentran en las terminales del Gran Rosario, a la orilla del río Paraná. Foto: Clarín.

Los complejos de crushing se concentran en las terminales del Gran Rosario, a la orilla del río Paraná. Foto: Clarín.

24deFebrerode2016a las12:15

El cluster sojero argentino podría pasar este año del cuarto al tercer lugar en el ranking de países que procesan semillas oleaginosas, solo detrás de China y Estados Unidos y por delante de un fuerte competidor: Brasil.

Según los datos de la revista especializada en el mercado aceitero Oil World, que se edita en Holanda, en las plantas de crushing argentinas se molerán 47,6 millones de toneladas. Es algo más de lo que procesará la Unión Europea (47 millones de toneladas) y 4 millones de toneladas más que la soja que se molerá en las terminales brasileñas (43 millones de toneladas).

China, el líder mundial, procesará más de 100 millones de toneladas -el doble que la Argentina- y Estados Unidos molerá 55 millones de toneladas.

El mayor ritmo de procesamiento es una buena noticia para los complejos argentinos que se concentran en el Gran Rosario, en la orilla de la estratégica hidrovía del río Paraná, y que llevan varios años operando con una alta capacidad ociosa, que ronda el 30%, según las estimaciones de la Cámara de la Industria Aceitera de la República Argentina (Ciara).

De la campaña de soja 2014/15 se procesaron 43 millones de toneladas. Al moler 47 millones de toneladas, como se proyecta para este año, el nivel de ociosidad en las plantas -la capacidad instalada para moler es de 62 millones de toneladas (según Ciara)- pasaría del 30% al 24%, una reducción de 6 puntos porcentuales en un año.

Las importante cosecha que se proyecta para este año (58 millones de toneladas) es uno de los factores que acelerará el ritmo de procesamiento de la soja.

Uno de los desafíos que tiene esta agroindustria clave, ya que concentra las exportaciones más importantes del país, es conseguir que la capacidad ociosa baje al 10%, para ganar competitividad, generar más empleo y reducir costos. Para lograrlo es esencial incrementar la cantidad de soja paraguaya y boliviana que baja a través de la hidrovía del Paraná - Paraguay.

El otro problema que advierten desde el sector aceitero es que hace varias campañas que cae el nivel de proteína en la soja, una cuestión que hay que solucionar para evitar sobrecostos importantes y cuestionamientos por la menor calidad de los productos que exportan los complejos (sobre todo las harinas proteicas y el poroto).

“La causa de este aumento en el procesamiento de soja y girasol se relaciona con la cosecha récord que se logró en el otoño pasado y también con las más de 58 millones de toneladas que se proyectan para esta campaña”, destacó un informe de la Bolsa de Comercio de Rosario (BCR).

 

-----------------------------------------------------------------------------------
Mantenete actualizado las 24 hs con toda nuestra información en:

Facebook: fyo.online
Twitter: @fyo_online
Youtube: Videos fyo
Instagram: fyo.online
Google plus: +fyo_online
Sitio web: www.fyo.com

Temas en esta nota

Seguí leyendo