¿Precios estables para los commodities agrícolas?

De acuerdo a las estimaciones de la FAO-OECD, la demanda de alimentos se desaceleraría gradualmente durante la próxima década.

Por
Lo más importante del Informe Anual de Perspectivas Agrícolas .

Lo más importante del Informe Anual de Perspectivas Agrícolas .

22deJuliode2016a las12:29

A principios de mes la Organización de Naciones Unidas para la Alimentación y la Agricultura (FAO) en conjunto con la Organización para la Cooperación y el Desarrollo Económicos (OECD) Informe Anual de Perspectivas Agrícolas 2016-2025. El trabajo fue analizado desde CREA, teniendo en cuenta los factores más importantes.

Informe Anual de Perspectivas Agrícolas

Durante 2015, los precios de todos los productos agrícolas se desplomaron como consecuencia de varios años de acumulación de stocks donde la oferta creció sistemáticamente por encima de la demanda. Esta última se vio fuertemente afectada a raíz del menor crecimiento de la economía mundial en un contexto donde los países desarrollados no logran retornar a sus tasas de crecimiento de largo plazo mientras economías emergentes, con China a la cabeza, muestran un crecimiento más acotado.

Demanda de alimentos

De acuerdo a las estimaciones de la FAO-OECD, la demanda de alimentos se desaceleraría gradualmente durante la próxima década, razón por la cual se espera una relativa estabilidad de los precios durante ese período en la medida en que el mercado encuentre un nuevo equilibrio entre los flujos de producción y consumo mundial.

Entre los factores que explican el menor impulso de los precios para los próximos años se destacan la tendencia decreciente en el crecimiento de la población mundial y un incremento más moderado en los ingresos de las economías emergentesSin embargo, se pronostica que la evolución de los precios no será igual para todos los productos debido a cambios en los patrones de consumo a nivel global. Por un lado, la demanda de cereales y oleaginosas se vería afectada debido a una menor propensión al consumo de alimentos básicos, como derivados del trigo y la soja, por parte de los consumidores en países asiáticos.

En contraposición, se proyecta una demanda sostendida de alimentos ricos en proteínas como carne y productos lácteos que impulsaría a su vez las compras de granos gruesos para alimentación del ganado. Además de la creciente diversificación del consumo, el estudio señala a las mejoras tecnológicas y de productividad como responsables de la mayor parte del incremento en el consumo de proteínas animales. A su vez, se destacan las proyecciones de un mayor área sembrada en países como Argentina y Brasil.

Economía mundial

Las proyecciones de la FAO-OECD están sujetas al crecimiento de la economía mundial y la evolución de los precios del petróleo, entre otros factores relevantes. Así, los precios de los alimentos podrían registrar fuertes variaciones en los próximos años dependiendo del desempeño de estas variables. Del mismo modo, factores como eventos climáticos extremos o cambios en la política de seguridad alimentaria de países como China podrían inducir desvíos importantes en las proyecciones.

Fuente: CREA

Temas en esta nota

Seguí leyendo