CLIMA
Rosario
martes 17
Estado clima
| 22°

Nublado parcial

miércoles 18
Estado clima
| 24°

Nublado parcial

jueves 19
Estado clima
11° | 17°

Nublado parcial

Interes general

Un modelo educativo innovador para llevar el secundario a la ruralidad

El gobierno de San Luis lleva adelante un programa que transformó la vida de más de 500 chicos que concurren a escuelas rurales de la provincia.

Por Sofía Espejo | Agrofy News

  • modelo educativo innovador llevar secundario ruralidad
    Ya son 69 escuelas rurales las que cuentan con la modalidad generativa.

Dejar animales, familia, amigos para viajar cuatro horas por día, de los parajes rurales a la escuela secundaria más cercana, resulta una tarea imposible de sostener durante seis años. Es por eso que, hasta hace poco tiempo, el nivel de deserción escolar en las zonas rurales de la provincia de San Luis alcanzaba el 40 %.

Hace tres años esta realidad comenzó a cambiar. Un innovador modelo educativo implementado por el Gobierno de San Luis permitió a más de 500 chicos poder cursar el secundario gracias a las “Escuelas Generativas”que el gobierno provincial abrió en los parajes rurales.

“Con la apertura del nivel secundario generativo en estos parajes, se crean más oportunidades y se garantiza el derecho a la educación de las y los jóvenes que habitan en esos lugares. Ya son 69 escuelas rurales las que cuentan con la modalidad generativa, la cual continuará llegando a más instituciones rurales”, comenzó diciendo a Agrofy News Paulina Calderón, ministra de Educación de San Luis.

Escuelas generativas, un modelo único

Las escuelas generativas son un modelo de escuela que comenzó a implementarse en septiembre de 2016 en la provincia de San Luis, que se conformó a través de un proyecto de gestión social.

“Surgieron de una idea del gobernador específicamente en un club, el Victoria, que es el más viejo de la ciudad de San Luis. Este club estaba venido a menos y se les ocurrió armar una escuela ahí, con otra lógica. Muchas de ellas comenzaron funcionando en clubes, otras se han conformado en asociaciones civiles que en algunos casos le hemos prestado algún edificio escolar rural viejo, de la provincia o hemos readaptado algunos espacios con los que contaba la provincia”, explicó Calderón.

Desde el modelo de gestión social, que es un modelo metodológico distinto, se trabaja por proyectos, las materias están interrelacionadas e integradas y se definen los perfiles en base a un eje. “Si el eje de la escuela va a ser el deporte porque está funcionando en un club por ejemplo, la orientación del secundario es en educación física y todas las materias tienen que ver con ese eje transversal”:

La ministra explicó que cada escuela arma su propio proyecto y esto tiene que ver con el contexto en el cual se desarrolla. “No es lo mismo el club, que una escuela rural, que está orientada en agro, tienen su huerta y todos los espacios curriculares alrededor de ese eje”. Y continuó: “Las escuelas dieron una buena oportunidad a chicos que habían de alguna manera fracasado en el sistema o directamente lo habían abandonado”.

Secundario en la ruralidad

En 2018, uno de los hitos de las escuelas generativas es haber podido llevar el nivel secundario a zonas donde antes no había. “Nuestra provincia es chica, la mitad de las escuelas están en la ruralidad y la mitad son de personal único y solo primaria. Para garantizar el secundario lo que se viene haciendo desde el 2006 hasta la fecha, que es cuando surgió la Ley, es trasladar los chicos hacia un centro más urbano con un transporte rural. Sostener eso durante 6 años es causa de la deserción escolar en el nivel secundario”, contó la titular de la cartera educativa.

Según contó Calderón, la matrícula en estas escuelas es escasa porque  son poblaciones muy pequeñas, pero, sin embargo, aunque hubiera dos o tres chicos solamente, nunca se cerraron, se trataron de mantener. “El secundario generativo les está volviendo un poco de vida a las escuelas, imagínate que algunos se tenían que levantar a las 4 de la mañana para llegar a un centro más cercano a las 8, para llegar a las 4 de la tarde, sostener eso es imposible, es un sacrificio enorme. Que hoy los docentes sean los que se trasladan a las escuelas y además les permitan trabajar de otra forma, por proyectos, es fantástico”.

Las escuelas generativas funcionan en las propias escuelas rurales, donde los chicos asistieron durante toda su primaria. Son plurigrado y año, y los docentes lo que hacen es viajar en un grupo de tres a cinco escuelas: “Los chicos a veces se quedan a dormir con el propio maestro porque hay zonas donde es realmente complicado llegar. A lo mejor tienen una jornada completa de matemáticas, otra completa de lengua, tienen la libertad de organizarse como les queda bien siempre y cuando se cumpla con los objetivos previstos”.

Con este modelo de escuela generativa lo que el gobierno logró es armar distintos circuitos en la ruralidad: “Estamos llevando el secundario a 69 escuelas rurales y es muy bueno lo que se está produciendo en ese ámbito. Estamos encendiendo la luz en los parajes e incluyendo a poblaciones que han sido desatendidas. Esto también es reconocer la tarea de los docentes que hacen soberanía en la ruralidad. Implementar el secundario generativo rural es construir justicia educativa”.

Calderón adelantó que ahora están trabajando en completar y extender el secundario en la ruralidad: “Vimos que en realidad es al nivel donde más se inscriben los chicos en estas escuelas, es la mayor demanda y el mejor resultado. Por eso es empezar a trasladar ese modelo de escuela a ese nivel en particular, ese es el desafío más grande que nos queda en los próximos años. Seguramente van a seguir creciendo las escuelas generativas porque las demandan, necesitamos abrir nuevas”.

¡OPINÁ SOBRE ESTA NOTA!

Comentar en foro