Con manejo y llegada de nuevas lluvias, el trigo puede esperar rindes "aceptables"

El informe de la Bolsa de Comercio de Rosario para la zona núcleo destaca que las precipitaciones se podrían sostener y esto permitiría revertir la situación del cultivo.

Por
Con manejo y llegada de nuevas lluvias, el trigo puede esperar rindes "aceptables"
04deSeptiembrede2020a las07:30

Durante la semana, la región núcleo recibió precipitaciones que rondaron los 25 milímetros promedio. Sin embargo, esta situación seguiría durante el fin de semana y se esperan nuevas precipitaciones.

En este sentido, el doctor en Ciencias Atmosféricas José Luis Aiello, señaló que, si esta continuidad pluvial comienza a reiterarse, las lluvias podrían llegar al oeste. También cabe destacar que estas lluvias tuvieron características pocos comunes, explicaron desde la Guía Estratégica para el Agro. 

Ver también: ¿Buenas noticias para la región núcleo? 

“Los valores de lluvia registrados triplicaron lo que señalaban los modelos. Además, no hubo circulaciones importantes de humedad en los días previos y se dan sin el auspicio de los grandes forzantes oceánicos”, argumenta el informe de la Bolsa de Comercio de Rosario.

Por su parte, los ingenieros agrónomos de la zona núcleo señalan que la situación puede mejorar de continuar estas lluvias. Aseguran que la tecnología y el manejo son las claves de la futura recuperación de trigo.

Sin embargo, no descartan pérdidas que van del 10 al 30 por ciento en la región central. De todas maneras, los técnicos apuestan por la recuperación y "rindes aceptables". Desde GEA señalaron que esto irá en relación a si se recupera la oferta de agua. 

Ver también: Relevan el impacto de las recientes lluvias sobre el trigo

“Esto es posible por el cambio que hubo en la manera de hacer trigo en la región”, señalaron los técnicos.  En este sentido, destacaron que, desde hace 5 años, el manejo que se hace del trigo es diferente y ahora las siembras se hacen con altas densidades para dejar a un lado lo que pueda pasar con los macollos. “La otra clave es la fertilización y qué tan rápido el cultivo pueda recuperar el área foliar”, argumentaron desde GEA.  

En la actualidad hay 200 mil hectáreas que están a punto de perderse debido a las malas condiciones. Aún resta realizar una nueva evaluación para ver el impacto de las lluvias y de esa forma observar cuántos lotes van a desecarse para pasar a soja. “En muchas localidades comentan que al menos un 5% del área sembrada ya se perdió”, aseguraron desde GEA.

En cuanto a las próximas lluvias, desde GEA señalan que el enfriamiento del Pacífico se sigue profundizando. Por su parte, Aiello explicó que si esta continuidad pluvial comienza a concretarse podría ser el disparador para que las lluvias puedan alcanzar las “regiones del oeste".

Maíz

Estas lluvias generaron que se empiece con los preparativos para el maíz y se espera que se comience a fertilizar los lotes la próxima semana. “Los análisis de humedad del perfil de algunos lotes revelan que la escasez de agua está en el primer metro y que estas lluvias empiezan a descontar los milímetros que le faltan al cereal”, informaron desde GEA.

Por otra parte, en las zonas más deficitarias advierten que si las lluvias de septiembre y octubre no acompañan, algunos pasarán a soja de primera o se decidirán por hacer un maíz tardío en diciembre. “La intención de siembra de maíz en la región núcleo sostiene una caída de un 7% respecto a la campaña 2019/20”, señala el informe de la BCR.

Temas en esta nota

Seguí leyendo