Diván ganadero: confesiones de un productor por el cierre de exportaciones

Andrés Camuyrano describe las principales preocupaciones que enfrenta, tranqueras adentro y afuera

Por
Diván ganadero: confesiones de un productor por el cierre de exportaciones
16deJuniode2021a las14:35

"Todos tenemos angustia por lo que está pasando. El estado de bienestar tiene que ver con la expectativa y no por lo que estamos viviendo", señaló el productor Andrés Camuyrano durante el ciclo "Diván Ganadero" que la Asociación Argentina de Brangus organiza junto a la Fundación FADA.

Impacto del cierre de exportaciones a la carne

La "angustia" de Andrés tiene que ver con el cierre de exportaciones a la carne que decretó el Gobierno, pero al mismo tiempo señala que hay una necesidad de mirar más allá: "Lo que me desvela es que sepamos conocer y entender el negocio en el que estamos. No se conoce bien lo que está pasando".

Ver también: Exportaciones: se desplomó el ánimo y la confianza de los productores por la decisión del Gobierno

"Me angustia que no sepamos contar lo que nos pasa. Tenemos un negocio con márgenes positivos, pero el contexto nos juega en contra tranqueras afuera. Es probable que tranqueras adentro tengamos cosas para hacer", agrega y ejemplifica que el productor se podría enfocar en ser más eficiente, como con la gestión de desperdicios.

"Me desvela ver qué podemos proponer. La realidad es que necesitamos tener empresas estimulantes y creativas", comenta. "Es cierto que pasamos momentos difíciles, y otros que incluso fueron más difíciles que estos. La vivencia que tengo es que en todos estos años encontramos la forma de sobrepasar estos momentos. Siempre nos desarrollamos".

"Transito en el barro, pero en la senda más lisa", graficó. "El concepto de eficiencia es fundamental para estas épocas en donde hay que transitar por el barro".

Ver también: Cómo afrontar la coyuntura de las empresas agropecuarias aplicando neurociencias

Al repasar su experiencia, Andrés señala que tranqueras adentro revalorizó mucho no mirar el negocio solamente por el margen: "Tenemos una empresa mixta y la hacemos más mixta cuando más complejo es el panorama. Aprovechamos flete de ida y vuelta, producimos nuestro propio grano. Todo agrega eficiencia económica en un país en donde todo lo que tenga que ver con transaccionar es caro".

Ver también: En números: la desinversión del sector ganadero por el cierre de exportaciones

"El negocio ganadero es un también negocio de tenencia de activos. El año pasado la invernada se pagaba por encima de relaciones lógicas porque la gente lo compraba como reserva de valor. Muchas veces es un negocio que no se ve a través del margen. Entendamos sobre qué negocio estamos plantados. Quienes aprendimos a mirar nuestro negocio en quinquenios, hemos hecho buenos negocios", concluye.

Otra preocupación del productor tiene que ver con la comunicación: "Tenemos mucho valor en ideas y no lo sabemos contar. Tenemos un cuento muy romántico, con el productor, la tranquera, el tractor y el barro. No nos damos cuenta de que producimos alimentos, todos, agricultores y ganaderos. Hay un contexto de país con un desastre alimentario y me angustia ver que nuestro sector no puede ofrecer a la población una respuesta más creativa que el cierre de exportaciones. No puedo encontrar la manera de aportar algo". 

Ver también: Pedro Vigneau invita a saltar la tranquera: "Debemos contarle al mundo que hay una forma distinta de producir"

Cierre de exportaciones a la carne: análisis de David Miazzo

David Miazzo, economista Jefe de FADA, también repasó conceptos detrás del cepo a la carne:

Temas en esta nota

Load More