Argentina almacena 70 millones de toneladas de carbono orgánico en plantaciones forestales

Un estudio realizado por el INTA y la Secretaría de Agricultura de la Nación estimó que la región mesopotámica representa el 74 % de la reserva nacional de carbono orgánico del suelo (COS)

Por
Argentina almacena 70 millones de toneladas de carbono orgánico en plantaciones forestales
31deAgostode2022a las16:31

Un estudio realizado por el Instituto Nacional de Tecnología Agropecuaria (INTA) y la Secretaría de Agricultura, Ganadería y Pesca de la Nación determinó que las plantaciones forestales almacenan 70 millones de toneladas de carbono orgánico y logró estimar que, la región mesopotámica representa el 74 % de la reserva nacional de carbono orgánico del suelo (COS) de las plantaciones forestales, en correspondencia con la mayor superficie de bosques cultivados que concentra esta región.

En ese marco, el estudio resalta que, como base para la producción de alimentos, fibras y muchos servicios ecosistémicos esenciales, el suelo representa un componente importante de los sistemas productivos y es un recurso clave para la mitigación y adaptación al cambio climático por su capacidad de almacenar compuestos carbonados tanto orgánicos como inorgánicos.

Asimismo, destacó que las plantaciones forestales son muy valoradas por los numerosos servicios ecosistémicos que brindan, entre los que se destaca, la capacidad de secuestrar gases de efecto invernadero (GEI) y almacenar carbono orgánico del suelo (COS).

Pablo Peri, coordinador del Programa Nacional Forestal del INTA, sostuvo que “este estudio constituye una referencia para organismos gubernamentales, instituciones, sector productivo, certificadoras y ONG del sector forestal a escalas local, regional o nacional”.

Entre los principales resultados, Peri explicó que “a escala nacional, en los primeros 30 centímetros de suelo de las plantaciones forestales, se almacenan unas 69.398,2 gigagramos de COS –entendiendo 1 Gg como 1000 toneladas–, es decir unos 70 millones de toneladas de carbono orgánico”.

Según Peri, “cuantificar el COS es el primer paso para dimensionar las reservas de un suelo y tomar decisiones sobre cómo mejorar el secuestro de C y/o reducir su pérdida, analizando la respuesta de los ecosistemas ante cambios ambientales como producto de la variación climática o ante decisiones relacionadas con el manejo”.

Detalles del estudio

Se analizó la cantidad de carbono orgánico del suelo a 0-30 cm de profundidad de las plantaciones forestales del país y se generó una base de datos con 862 casos, de los cuales 321 corresponden a plantaciones forestales, 356 a líneas base –sitios con cobertura vegetal natural– y 185 referidos a usos alternativos del suelo –usos productivos no forestales–.

El primer paso fue la elaboración de protocolos y la propuesta de sitios –12 ecorregiones de la Argentina–, para luego pasar al trabajo de campo y envío de muestras al laboratorio. El último paso fue la organización y depuración de datos y el análisis de los resultados.

Las ecorregiones elegidas fueron Selva Paranaense, Yungas, Esteros del Iberá, Campos y Malezales, Chaco Húmedo, Chaco Seco, Pampeana, Delta del Paraná, Espinal, Monte, Estepas y Bosques Patagónicos.

Temas en esta nota

Cargando...