Fanático del campo y los fierros, el joven autodidacta que la rompe en las redes: quiere armar un equipo de siembra y cosecha

"Muchos desconocían cómo era el trabajo en el campo y ahora les re gusta", destaca Nicolás Suarez

Fanático del campo y los fierros, el joven autodidacta que la rompe en las redes: quiere armar un equipo de siembra y cosecha
14deOctubrede2022a las11:39

“Disfruto mucho estar todo el día con los fierros y siempre me interesó el campo”, confiesa a Agrofy News Nicolás Suarez, un influencer de 25 años que acumula más de 226.000 seguidores en su canal de YouTube, donde publica videos de restauraciones y arreglo de autos y maquinaria agrícola. Desarmar y volver a armar, colocar cubiertas, buscar materiales en desarmaderos, hacer la pintura. Ya sea una camioneta, un auto viejo o un tractor, Nicolás hace todo para dejar perfecto cada vehículo. “Como me gusta a mí, todo al detalle”, sintetiza.

La historia de Nico Suarez

Si bien todo comenzó hace cinco años como un hobby, hace tres que vive del contenido que vuelca en las redes sociales. “Siempre quise desarmar algo. Yo no sabía cómo y por experiencia de mandar a que lo haga otro y que no quede como querés, hoy en día terminé haciendo lo que hago”, cuenta el youtuber, que aprendió todo de forma autodidacta.

Ver también: Centennials, con la camiseta del agro bien puesta

Al principio, incursionó con vehículos que tenía a su alcance. “Siempre fui de ver videos de youtubers de autos y me dije: `Si ellos lo hacen, ¿cómo no voy a poder hacerlo yo?´.” Eso le dio impulso y decidió mostrar cómo realizar el mantenimiento de un auto, algo que llamó la atención de la gente. Poco a poco, su canal fue creciendo y sumando cada vez más views. “Un día me puse a pensar y me dí cuenta de que llegaba a más de 100.000 personas”, recuerda. La temática del canal era “agarrar algo y restaurarlo tratando de gastar lo menos posible”,según define y agrega que luego llevaba esos autos para “probar” a las picadas.

Pero, además de exponer sus casos de éxito, Nicolás siempre se animó a mostrarse tal cual es: “Mi pasión es mostrar contenido y lo que hago. Lo bueno y lo malo, porque a veces la paso mal, lo subo y los seguidores me van entendiendo. No me hacen sentir solo”, confiesa y añade: “Muchas veces te topás con cosas en las que dudás si salir corriendo, y el presupuesto no da para pedir a un especialista que haga todo. Es cuestión de darle la vuelta y, con experiencia previa, tratar de solucionarlo. Nunca terminás de aprender”.

Luego de triunfar y hacerse conocido como un influencer “fierrero”, Nicolás decidió unir sus dos pasiones. Empezó a reparar maquinarias agrícolas y grabar videos para su canal de YouTube, y tuvo una sorpresa: su público no solo no lo abandonó, sino que se expandió.

El campo: su arraigo

El vínculo de Nicolás con el agro empezó cuando era pequeño, dado que su padre era trabajador rural y que junto a su familia vivía en una casa de campo. “Recuerdo que en ese tiempo tenía locura por las máquinas, el tractor, lo que fuera”, sostiene el joven.

Asimismo, desde que tiene memoria siempre quiso trabajar por su cuenta, aunque tuvo experiencias laborales en un taller y en venta de repuestos de maquinaria agrícola, admite que no le gustó. Además de no querer estar encerrado, quería tomar la decisión final de cada proyecto, algo que logró con sus videos para redes sociales.

Si bien había comenzado el profesorado de educación física, cuando empezó la pandemia prefirió dejar stand by la facultad y dedicarse a pleno a sus videos. Además, estaba por emprender lo que siempre soñó: arreglar maquinaria pesada. “Fue una buena decisión dejar la carrera, porque no iba a ejercer. Pero tomé la difícil determinación de meterle de lleno a esto que es lo que verdaderamente me gusta: el campo”.

La primera maquinaria pesada que arregló era una que estaba “tirada” al lado de su casa desde hace muchos años. Luego, vino su gran oportunidad. Buscando incansablemente encontró en un galpón un tractor abandonado hace siete años e hizo lo imposible por adquirirlo, incluso embargó su camioneta. “La manera en la que restauré el tractor es como me gusta que queden los autos: como nuevo”, argumenta y explica que las maquinarias pesadas son más “sucias”, por lo que cuesta hacer un trabajo más “prolijo”. “Justamente por eso se destacó bastante la restauración que hice al tractor”, precisa.

Su trabajo final no solo fue gratificante para él, sino que también generó un cambio en la forma en la que sus seguidores perciben las maquinarias. “La gente es loca por los autos, lo vio y se dio cuenta de que estaba bueno”.

Sus fieles seguidores y un proyecto ambicioso

Cuando pasó de mostrar autos a subir videos de una máquina que parece una bola de fierro —según su propia descripción—, Nicolás decidió avisarle a sus seguidores. A pesar de lo que temía, su público se mantuvo, el video se viralizó y la gente le demostró que hubiera o no vehículos pisteros, querían seguir viendo la forma de encarar las reparaciones que llevaba adelante Nicolás. “Logré transformar al público que le gustan los autos. La gente no tenía idea de qué era un tractor o una máquina, y ahora me dicen que saben cómo hacer un mantenimiento básico. Muchos desconocían cómo era el trabajo en el campo y ahora les re gusta”, asegura.

Su objetivo es mostrar cómo funcionan en verdad las maquinarias pesadas. “Si las ves de afuera, parece que vas sentado cómodo, pero yo quería mostrar que hay que hacer un trabajo previo para que anden, y lleva mucho trabajo. No es que se tocan dos o tres botones y anda, es mucho mantenimiento”.

Ahora está enfocado en terminar el tractor para llegar a la cosecha de trigo: “Estoy en plena reparación para ver si puedo prestar servicio. Es una locura”. El equipo que está armando Nico tiene un objetivo claro: “La idea es progresar y seguir potenciando. Mejorar el equipo de cosecha y agregar siembra”, completa.

Temas en esta nota

Cargando...