Amenazan con pescar en Malvinas

Por
06deJuliode2000a las08:05

Buques argentinos están cerca de ingresar en la zona de exclusión

MAR DEL PLATA.- Esta ciudad se vio agitada ayer por la posibilidad de unconflicto con Gran Bretaña, pues los capitanes de varios barcos congeladoresargentinos evalúan la posibilidad de ingresar a pescar en la zona de exclusiónen torno de las islas Malvinas.

Si las autoridades nacionales no firman de inmediato la resolución queotorgue una mayor movilidad a los buques argentinos, los capitanes piensancruzar el "alambrado", como denominan al límite virtual que rodea lasislas.

Los patrones de los pesqueros Ceres y Estreito de Rander, pertenecientes alas firmas marplatenses Valastro y Solimeno, enviaron facsímiles a suscompañías para anunciar que "si se demora la firma de la resolución,seguirán a la merluza hasta las Malvinas, si es necesario", reconoció aLa Nación una fuente ligada a la actividad.

Por su parte, Oscar Fortunato, titular del Consejo de Empresas PesquerasArgentinas (CEPA), reconoció que los barcos están muy cerca de la zonaprohibida, "pero aún no traspusieron sus límites, pese a que la pacienciade los pescadores parece agotarse".

El dirigente explicó que la idea no es provocar un conflicto internacionalni amenazar a las autoridades, pero cuestionó que en la Dirección de Pescahace 40 días que no se trabaja y la resolución sigue sin firmarse.

"Parece que los burócratas no entienden que cada hora que pasa sin quese firme ese papel suma más desesperación a nuestra gente, que ya no aguantamás", subrayó.

"Los capitanes y las tripulaciones del Ceres y del Estreito de Randerson profesionales y no harán locuras -agregó-, pero si los ponen entre laespada y la pared me parece que harán lo que saben, pescar, aunque tengan queentrar en la zona de exclusión."

Para Fortunato, las aguas de la zona de exclusión en torno de las Malvinasson iguales a las de la bahía de Samborombón, el golfo San Jorge o la isla delos Estados, "porque la prohibición la puso Gran Bretañaunilateralmente", puntualizó.

Agregó que no debería ser un acto heroico animarse a navegar y pescar enesas aguas "sin pedirles permiso a los ingleses, ya que estos hombres sontrabajadores y no quieren desatar una guerra", manifestó.

Los barcos congeladores en cuestión tienen 62 metros de eslora y sustripulaciones se componen de 112 hombres, entre ambos. En las últimas horas,otros siete barcos argentinos se acercaron a las naves marplatenses pararespaldar su actitud.

Temas en esta nota

    Cargando...