Dificultades en el comercio de carnes

Por
18deSeptiembrede2000a las08:04

Comienza en Brasil una reunión cumbre

Se discutirán los aspectos políticos y sanitarios que frenan lasexportaciones

Evaluarán las estrategias para posicionar mejor los productos del Mercosur

BELO HORIZONTE, Brasil.- Los atrae mucho más que una bella tierra.Portadores de una nutrida agenda, desembarcaron ayer en Brasil más de 20empresarios argentinos para participar del 13er. Congreso Mundial de las Carnes,que comienza hoy en el complejo Minas Centro de esta ciudad.

Considerado el mayor acontecemiento del sector, cuenta con la presencia delos pesos pesado del mundo en la materia y representa, además, una verdaderaoportunidad económicopolítica para los países miembro de la OficinaPermanente Internacional de la Carne (OPIC), creada en 1975 y de la queArgentina es parte.

Las expectativas estaban centradas en la visita del secretario de Agriculturade los Estados Unidos, Dan Glickman, pero no podrá asistir, pues, según pudosaberse, ha sido convocado por el presidente norteamericano, Bill Clinton, paraparticipar de la campaña electoral en apoyo al candidato demócrata Al Gore. Ensu lugar estará el director de la División Carnes del Departamento deAgricultura de los EE.UU., John Reddington.

"Estamos aliados con los demás países del Mercosur para tratar lasactuales dificultades del comercio internacional de carnes, no es un encuentrocomercial, sino que tiene una gran importancia política", graficó IgnacioGómez Alzaga, del Centro de Consignatarios de Productos, que disertará acercade la vigencia de las normativas dentro de la Organización Mundial del Comercio(OMC).

En estos momentos, nuestro país está ubicado en el séptimo lugar dentrodel concierto mundial de las exportaciones cárnicas con una participación desólo el siete por ciento. Aunque la Argentina cuenta con reconocidos dotesnaturales, aún permanece excluida de varios mercados externos por motivossanitarios o por las denominadas barreras paraarancelarias.

Precisamente, los subsidios a la producción, la cuotificación e inefablesaspectos sanitarios son algunos de los escollos que mantienen estancadas lasventas de carnes argentinas al exterior. Actualmente, casi el 85% de la faena sedestina al mercado interno.

"Si se revirtiese esta situación la mejora del sector agropecuarioargentino sería inmediata", expresó Gómez Alzaga, aunque aclaró que losavances políticos en el ámbito de un congreso son siempre muy relativos.

Gilman Viana Rodrigues, vicepresidenta de la Confederación Nacional deAgricultura (CNA), opina que la mejor fórmula para obtener algún resultado esplantear una estrategia conjunta del Mercosur: "En primer lugar tenemos queinformarle al mundo que en los campos del Mercosur está la carne más naturaldel mundo, porque el ganado ha sido alimentado completamente a pasto". Conesta estrategia de marketing el Mercosur podría tomar una posición central enel comercio mundial de carne, pues los productos "hechos a pasto" seconsideran políticamente correctos para el consumo.

La CNA es la entidad agropecuaria más grande de Brasil, un país con unstock bovino de 163,8 millones de cabezas contra los 50 millones de laArgentina.

Temas en esta nota