Chaco: ¿Girasol, soja o algodón?

Hay puntos de vista diferentes respecto de que prefieren los productores

Por
13deJuniode2003a las08:18

Hacia mediados de julio, arrancará la campaña girasolera en la provincia del Chaco. Roberto Scolari, gerente de la Cooperativa Agrícola Las Breñas, situada en esa localidad, ya encargó semilla para sus socios. “La intención de siembra parece buena y ya se comenta que va a faltar semilla. Algunos proveedores ni por plan canje dan”, comentó consultado por Infochacra. La campaña gruesa comienza en esta región del país mucho antes que en el resto. El año pasado, el área se incrementó significativamente en el Chaco a expensas de la dedicada al algodón.

“Los rindes fueron relativamente buenos pero hoy parece haber más entusiasmo por el algodón”, comentó el directivo, lo cual no parece ser compartido por otros productores de la zona. Los rindes promedios de este cultivo se ubicaron entre 1.300 y 1.400 kg/ha, mientras que el precio promedio que recibieron los productores estuvo entre 1.000 y 1.100 $/t, es decir que los ingresos por hectárea oscilaron entre 1.300 y 1.600 $/ha, que aparentemente resultaron mejores que los obtenidos tanto con el girasol como con la soja.

“Los rindes de la soja fueron muy dispares, con lotes que dieron 2.500 kg/ha y otros que con 300 kg/ha ni siquiera fueron recolectados”, comentó Scolari. A 480 $/t, en el mejor de los casos estos agricultores recibieron $1.200 por hectárea de soja. Sin embargo, el mismo Scolari admite que los mayores costos del algodón generan dudas entre los productores. Por empezar, la cosecha manual se ubica entre 220 y 250 pesos por tonelada. También requiere mucha inversión en insumos para protección del cultivo, más una mano de obra mucho más intensiva que en los cultivos de soja y girasol.

Pero el ingeniero Alejandro Asselborn, también productor en Las Breñas, tiene una visión algo diferente de la tendencia de la agricultura en la región. El explica que la soja temprana, sembrada a fines de noviembre, anduvo muy bien, con rindes en el orden de los 3.000 kg/ha. En cambio, la sembrada sobre el girasol se encontró con fuertes lluvias en el momento de la implantación, a lo cual siguió una seca de 40 días que terminó de arruinar los cultivos. Los lotes, en estos casos, se perdieron o tuvieron rindes despreciables.

En tanto, Asselborn, que sembró unas 1.000 hectáreas de girasol en el 2002, obtuvo un rinde promedio de 2.000 kg/ha, al que calificó como muy bueno, y sostiene que seguramente repetirá el área este año. Está trabajando con materiales del semillero Aguará, el Morgan MG2, un Paraíso de Nidera y el Dekalb 3920. También siembra trigo apuntando a rindes de 2.000 kg/ha, con el interés puesto en la soja.

Temas en esta nota

    Load More