Estados Unidos cuestionó los controles del Senasa

El Gobierno norteamericano suspendió temporariamente al Servicio de Nacional de Sanidad y Calidad Agroalimentaria la autorización para habilitar nuevas plantas de faena de carne vacuna exportable a ese destino por deficiencias en los sistemas locales de verificación sanitario

23deJuniode2003a las08:17

Según lo informaron medios diplomáticos la medida de suspender en forma temporaria al Servicio de Nacional de Sanidad y Calidad Agroalimentaria (Senasa) fue comunicada por parte del Gobierno de los Estados Unidos al organismo nacional y a la Secretaría de Agricultura, Ganadería, Pesca y Alimentos (Sagpya) por nota del FSYS (Food Safety and Inspection Service) entidad a cargo de la sanidad agroalimentaria dependiente del Departamento de Agricultura norteamericano (USDA, su sigla en inglés).

El escrito indicó que la “suspensión temporaria de la autoridad sanitaria argentina para certificar establecimientos para exportar productos cárnicos a Estados Unidos” se dispuso en atención a “las muy serias deficiencias detectadas en los sistemas de control” del país.

El anuncio se conoció mientras crece el debate por la resolución del Senasa de excluir a 17 plantas de la lista de frigoríficos habilitados para exportar cuota Hilton a la Unión Europea.

SITUACIÓN. Precisamente el lunes pasado se conoció la nota transmitida por el agregado agrícola argentino en Bruselas, Antonio Ortiz, dando cuenta del pedido de las autoridades de la Comunidad de información al Senasa sobre los antecedentes que tuvo en cuenta para adoptar esa medida.

En medios oficiales trascendió también que Ortiz arribará a Buenos Aires convocado por el titular de la Sagpya, Miguel Campos, para brindar un completo informe sobre la situación de la relación comercial con Europa.

La comunicación de la FSYS fue cursada con fecha 13 del actual y firmada por Sally Stratmoun, encargada del organismo para la habilitación sanitaria de los frigoríficos de los países de América Latina que envían carne a los Estados Unidos.

La disposición se adoptó como resultado de las auditorías realizadas entre el 27 de febrero y el 3 de abril pasados en el país por los doctores Ghias Mughal y Suresh Sungh del equipo de Control Internacional de Seguridad de los productos alimenticios y servicios de inspección del USDA.

En términos técnicos la resolución del FSYS significa el rechazo del “prelisting” o listado previo de plantas que normalmente envían la autoridades sanitarias de los países, en el caso de Argentina el Senasa, para obtener el reconocimiento sanitario de los estados a los cuales se exporta el producto.

La suspensión temporaria se extenderá, por lo menos, hasta septiembre próximo en que los auditores norteamericanos realizarán una nueva visita de inspección al país para verificar el comportamiento del sistema.

Los técnicos visitaron 17 frigoríficos (15 de ciclo 1, en los que se desarrolla la faena y procesamiento de la res y 2 de ciclo 2 en los que se procesan reses ya faenadas) y 4 laboratorios privados y del Senasa elegidos al azar ubicados en las provincias de Buenos Aires y Santa Fe.

Las principales irregularidades anotadas por los auditores estadounidenses estuvieron vinculadas con deficiencias en el sistema de control de riesgo de puntos críticos o HACCPS (Hazard Analysis and Critical Control Point Sistem) de aplicación difundida en los procesos industriales a nivel mundial.

La adopción del HACCPS, descripción del proceso de producción y entrenamiento del personal, es responsabilidad individual de las empresas firgoríficas pero el control de su correcto cumplimiento corresponde al Senasa y, según los auditores norteamericanos, los inspectores del ente oficial tampoco exhibieron competencia para cumplir esa tarea.

Los auditores objetaron también que las inspecciones oficiales sean pagadas por los mismos frigoríficos a los cuales se controla ya que debi

Temas en esta nota