Esso concretó su venta en Chile y sigue en duda su continuidad en la Argentina

Petrobras pagó cerca de U$S 400 millones por los activos de la estadounidense.

Por
11deAgostode2008a las07:44

La petrolera brasileña Petrobras anunció el viernes que firmó un acuerdo para adquirir los activos de Esso en Chile, como anticipó El Cronista en su edición del 5 de agosto. La operación se concretará por un valor cercano a los u$s 400 millones.

El director del área internacional de Petrobras, Jorge Luiz Zelada, afirmó que el acuerdo fue firmado el jueves y que incluye los negocios de combustibles en los mercados minoristas, industrial y de aviación.

La transferencia del control está prevista para el segundo trimestre de 2009.

La compra le permite a la brasileña quedarse con 230 estaciones de servicio, de los cuales 109 son propias. También con la red de distribución y venta de combustibles en 11 aeropuertos. Así, obtendrá un 16% del mercado comercial de combustibles y un 14% del industrial.

El negocio también incluye un 22% en la Sociedad Nacional de Oleoductos y un 33,3% en la Sociedad de Inversiones de Aviación.

“Esta adquisición consolida la presencia de la compañía en el segmento de distribución de combustibles en América Latina, en donde, además de Brasil, opera en Argentina, Colombia, Paraguay y Uruguay”, sostuvo la empresa a través de un comunicado.

“El acuerdo está alineado a la Planificación Estratégica de Petrobras, que prevé su expansión en regiones como Latinoamérica”, completó la empresa.

Petrobras había intentado el año pasado quedarse con los activos de Esso en Brasil. Pero perdió a manos de otro grupo local, Cosan, por u$s 826 millones.

La Argentina, en la mira

A mediados del año pasado trascendió la intención de la norteamericana Exxon de vender sus activos en la región. Hasta ahora, se desprendió de sus negocios en Chile y en Brasil, pero suspendió la venta de su red y su refinería en la Argentina.

Allegados a la negociación sostienen que Petrobras estaba dispuesta a hacer una oferta ganadora para quedarse con el paquete de Esso en el país, pero chocó con la fuerte negativa del gobierno de Cristina Fernández, reacio a permitir el ingreso de otra firma de capitales extranjeros en una compañía que abastece cerca de un 12% de la demanda local de naftas y gasoil.

Sin embargo, durante su paso por la Argentina la semana pasada, el presidente brasileño, Luiz Inácio Lula Da Silva, le pidió a la mandataria argentina que revea esa decisión.

Temas en esta nota

    Cargando...