La AFIP informatizó la compraventa de autos usados

Blanqueará ese mercado y controlará más las declaraciones de Bienes Personales y Ganancias.

Por
23deOctubrede2009a las07:56

El jefe de la AFIP, Ricardo Echegaray, lanzó ayer un certificado informático para la transferencia de autos usados (CETA) que deberá gestionar el vendedor. A través de esta herramienta, se obtendrá un código que el comprador deberá incluir en el formulario de inscripción en el Registro Nacional de la Propiedad Automotor. Así blanqueará el mercado de usados y, además, le permitirá al fisco controlar las declaraciones de Bienes Personales y del Impuesto a las Ganancias de las personas intervinientes.

La medida se implementará de manera gradual. En una primera etapa, abarcará las operaciones superiores a $ 50.000. Luego se sumarán las ventas que alcancen los $ 40.000 y, en una tercera etapa, las transacciones que lleguen a $ 30.000.

En un acto del que participaron el ministro de Justicia, Julio Alak, y de Economía, Amado Boudou, Echegaray también anunció que los importadores y los hoteles deberán usar facturas electrónicas.

El nuevo documento que se generará por Internet, CETA, deberá contar con los nombres y domicilios de vendedor y comprador y demás datos correspondientes a un boleto de compraventa.

“Se acabó el boleto de compraventa, ya que se informatizó”, dijo Echegaray en diálogo con El Cronista, y añadió que de este modo la AFIP podrá controlar a través de su base de datos las declaraciones de Bienes Personales, por el cambio de manos del vehículo, y de Ganancias, por los movimientos de fondos.

Luego de la venta, el comprador tiene que inscribir el formulario 08, en un plazo de 60 días, en el Registro Automotor.

Gracias a un acuerdo con el Ministerio de Justicia –que se firmó ayer–, el Registro Automotor no validará esta inscripción antes de ingresar en una terminal informática de la AFIP y comprobar que existe un CETA vinculado a la operación.

“Se van a acortar los tiempos entre la venta y la firma, y además, el CETA va a servir de denuncia de venta, ante un posible accidente del comprador antes de la inscripción de la operación”, dijo Echegaray.

El funcionario confió en que esta medida va a dejar fuera del mercado a los actuales comisionistas que trabajan en la informalidad, y que en parte serían los responsables de que, sobre un total de 1,4 millones de autos usados vendidos, sólo el 50% haya pagado impuestos.

En cambio, los intermediarios empadronados en la AFIP van a poder gestionar el CETA por cuenta y orden del vendedor.

En cuanto a la factura electrónica para importadores, se complementará con controles sistemáticos al otorgar y renovar los CVDI (Certificado de Validación de Datos de Importadores), y el remito electrónico que será requerido para la liberación de la mercadería.

Por Dolores Olveira.

Temas en esta nota

    Cargando...