Combo navideño: en diciembre podría combinarse el mayor consumo con la menor oferta de carne del año

En los próximos meses la demanda estará bien abastecida. Pero hacia fines de año comenzaría a observarse escasez de gordo por la falta de reposición de los feedlots y la menor oferta estacional de las invernadas pastoriles.

Por
30deAgostode2011a las15:54

En la segunda quincena de diciembre, momento en el cual suele registrarse el mayor consumo interno estacional de carne bovina por las fiestas de fin de año, podría registrarse un marcado faltante de hacienda.
 
“Tras el aumento registrado en el precio de la hacienda de invernada en el último mes, los feedlots comienzan a vaciarse nuevamente. Esto indicaría que la actividad ha retomado su comportamiento cíclico, siendo lo habitual uno a dos encierres por año y no ciclos continuos como se ha observado en los últimos años”, indica el informe mensual de hacienda publicado la unidad de Investigación y Desarrollo del Movimiento CREA.
 
Los nuevos incrementos registrados en el precio de la hacienda con destino a invernada en el último mes comprometen nuevamente a buena parte de los feedlots independientes que no están integrados con frigoríficos.
 
“La oferta de los feedlots será cada vez mayor y alcanzará su máximo en las próximas semanas. Además, los animales provenientes de invernadas a campo ya están saliendo y su oferta seguirá hasta el mes de octubre. Por esta razón se espera para los próximos meses valores en descenso para la hacienda con destino a faena y precios firmes para la invernada”, indicó el informe de CREA.
 
“Esta situación se mantendrá hasta fines de noviembre-principios de diciembre, momento en que la escasez de gordo comenzará a sentirse como consecuencia de la falta de reposición de los feedlots y de la menor oferta estacional de las invernadas pastoriles, las que ofertarán nuevamente animales principalmente en los meses de marzo y abril. A esto se le debe agregar que a fin de año el consumo doméstico de carne generalmente aumenta”, alertó.
 
Por otra parte, la relación de compra-venta real para aquellos feedlots que se encuentran vendiendo actualmente su producción es de 1,43. Este valor surge del cociente entre el precio del ternero al momento en que ingresa al engorde (120 días antes) y el precio del novillito al momento en que se vende para faena (precio actual).
 
Sin embargo para iniciar un nuevo ciclo la relación que debe considerarse es la instantánea, siendo ésta la que surge entre el precio actual del ternero y el precio actual del novillo. “Esta relación a la fecha es 1,55, siendo un 8,5% más elevada que la relación de compra-venta real, debido al mayor aumento del precio de la invernada en los últimos meses en relación al precio del gordo”, apunta el informe.
 
La faena del primer semestre de 2011, con 5,1 millones de cabezas, es la más baja de al menos los últimos 13 años. “Se espera que la faena del segundo semestre sea igual o levemente superior”, dice el informe.
 
Por su parte, el peso medio de faena se ubica hoy en los niveles más altos alcanzados históricamente: 231 kilos res con hueso promedio obtenidos de los animales faenados durante el primer semestre del corriente año.
 
En cuanto a la composición de la faena, se observa que la participación de las hembras, principalmente de vacas y vaquillonas, durante el primer semestre de 2011 tuvo un importante retroceso respecto de igual lapso de 2009.

Temas en esta nota